familia monoparental y adopción

Rehacer tu vida

Al hilo de lo que comentábamos en una entrada sobre mujeres solas, unos días atrás, me dio por pensar que vivimos en una sociedad que ha cambiado mucho en pocos años… pero que buena parte de estos cambios están sólo en la superficie, son cosméticos: las corrientes profundas siguen siendo las de siempre.

Y que una demostración de ello es una frase que oí algunas veces al cabo de un tiempo de prudencial de separarme.

¿Ya has rehecho tu vida?

Me la dijeron poco, es cierto, porque la gente me conoce, y lo agradecí, porque me parece horrible como frase y como concepto: la vida sin pareja es una vida deshecha, sólo tienes una vida completa (hecha) cuando vuelves a estar en pareja… como si la soledad, la soltería mejor dicho, porque puedes vivir en pareja y estar muy solo, y vivir solo y estar muy acompañado, fuera una “vida a medias”…

…o cuánto menos, un “estado transitorio”…

Yo sí tuve que rehacer mi vida, después de separarme, pero rehacer mi vida no tuvo nada que ver con emparejarme de nuevo. Tuvo que ver con recuperar mis espacios; con recuperar mis amigos, olvidados en favor de los amigos de mi ex; con recuperar mi agenda, y perder el miedo a llamar a alguien para preguntarle si le apetecía hacer algo esa noche; con perder la pereza a maquillarme y arreglarme para salir por la noche en vez de tirarme al sofá con una película y un bol de palomitas (y agradecer más tarde haberlo hecho); con saber disfrutar de tirarme a ver la tele con un bol de palomitas; con volver a aprender a hacer amigos nuevos; con volver a aprender a vivir conmigo misma; con parar y mirar hacia adentro, y preguntarme por qué había estado tantos años en un lugar donde no era feliz, por qué había renunciado a tanto sin que ni siquiera me lo pidieran.

Con hacer un duelo por los años malgastados.

Con decidir que no iba a renunciar a nada de todo lo ganado, palmo a palmo, con esfuerzo, que no iba a volver a dejar el timón de mi vida en las manos de otra persona, que no iba a volver a dejar entrar en mi vida alguien que me hiciera pequeña.

Esto que tan bien retrata esta canción que N. me ha hecho llegar:

Y lo conseguí. Tras años, lágrimas, dudas, miedos, decisiones, conseguí rehacer mi vida, una vida que me gustaba, con mis hijos, mis amigos, mis libros, mis viajes, mis planes, mis expectativas…

…una vida en la que no había lugar para el amor, precisamente por miedo a no saber cuál era el paso que había que medir si volvía a encontrar a alguien, como cantaba Pedro Guerra.

Hasta que llegó N., que había hecho el mismo camino que yo, y me di cuenta de que podíamos tenerlo todo.

Que no necesitaba a nadie que llenara mi vida, que la completara. Pero que me encantaba haber encontrado a alguien con quién pudiera compartirla.

¿Increíble, verdad?

About these ads

Comentarios en: "Rehacer tu vida" (22)

  1. A mí esa frase me la han dicho en alguna ocasión, pocas, pero yo nunca le he dado la intención que tú comentas inicialmente (la de rehacer=emparejarse) sino, más bien, la que indicas después.

    Tras una separación, creo, es necesario re-hacerse. Para mí lo fue. Recomponer tu día a día, reconocerte como persona individual (sin complementos), recuperar amigos y aficiones…

    Siempre que me han preguntado si ya había rehecho mi vida o cuando han afirmado que, efectivamente, ya lo había hecho, ha sido con esa intención (o así lo he visto yo): la de recuperarse, la de volver a ser una misma y haber, al fin, curado la herida.

    • Pues a mí no… recuerdo una de las pocas veces que me preguntaron que cuando dije “¡y tanto!”, me repreguntaron que con quién… no les pasaba por la cabeza que una vida sin pareja no fuera una vida re-hecha. Y desde luego, en los titulares de prensa rosa, el sentido es inequívoco: siempre “rehacen su vida junto a…”

  2. “Que no necesitaba a nadie que llenara mi vida, que la completara. Pero que me encantaba haber encontrado a alguien con quién pudiera compartirla.”

    Que frase más bonita!!

  3. Felicidades por ese camino que te ha llevado a quien eres hoy… Creo que sólo es posible ser feliz en pareja cuando uno tiene la vida llena, al menos esa es mi experiencia. La pareja sirve como muy bien dices para compartir la vida… no para llenarla.. Gran matiz que cuesta años comprender… y eso que yo llevo 20 años con la misma pareja…pero por suerte los dos hemos ido evolucionando, no en paralelo, pero si en círculos que generaban y generan aún muchos espacios de encuentro…

    Quizás es que necesitamos llegar a los 40 y haber vivido ciertas cosas para empezar a comprenderlas…

    • Como leí una vez a una psicóloga, el punto de inflexión es dejar de esperar a alguien que te haga feliz… para comprender que el objetivo es ser feliz por si algún día encuentras a alguien.

      Me gusta la idea de evolucionar en círculos que generen muchos espacios de encuentro. Ojalá dentro de 20 años pueda decir lo mismo.

  4. Es importante ser feliz y tener tu propia vida hecha y rehecha para que puedas rehacerla con otra persona. No harás feliz a nadie si tú no lo eres.

  5. Ciertamente, no necesitamos media naranja porque ya nacemos enteros y si no somos felices por separado, no podremos serlo con nadie.
    Aún siguen los prejuicios antiguos de que si no tienes pareja tu existencia está perdida.

  6. Me gustan el 200 % de tus post, la mayoría de las veces no puedo hacer comentarios por falta de tiempo. Una vez mas ME ENCANTA lo que escribes. Avanti !!!!!!

  7. Enhorabuena por tu trayectoria y mucha suerte en esta nueva parte del camino.

  8. Es una idea qe tenemos muy metida dentro, grabada con sangre: las mujeres “debemos” tener pareja. Y creo que es una idea perversa porque crea muchas crisis personales en mujeres de todas las edades. Yo misma con 21 años, después de que mi primer novio me dejara, me sorprendí angustiandome por si ya era demasiado mayor para encontrar pareja. Patético. Aunque ahora mismo estoy casada y muy feliz con mi pareja, trato de no aplicarme esa idea, para asegurarme de que compartir la vida con mi pareja sea positivo gracias a nosotros, y no simplemente “por tener pareja”

    • Yo tomé decisiones muy dañinas por esta idea, antes de desprenderme de ella… ya decía Oscar Wilde que experiencia es como llamamos a nuestros errores…

  9. Pues estoy 100% de acuerdo. Así es… un mensaje contínuo, contínuo: de las pelis de peke, de las adolescente, de las de mayor, de los anuncios de Navidad (sobre todo) que te recuerdan que todo el mundo tiene pareja menos tú. Y desaprender todo ese mensaje de tantos y tantos años, que tantas y tantas veces has escuchado, y aprender el otro: que sí, que es posible, que no hay por qué “aguantar” (que decía un exsuegro: es que ahora no aguantais ná) nada ni nadie. Que la vida es bonita así, tal cual, tú sola y que si llega alguien es para compartir, no para completar y para sumar, nunca para restar. Y sí, cuando alguna vez me dicen: sal, mujer, tienes que rehacer tu vida (soy madre soltera por elección), les digo: ya la rehice hace años y soy feliz!!!
    bssss

    • Yo creo que deberíamos hacer una reflexión sobre por qué, cuando ha dejado de ser obligatorio “aguantar”, hay tanta gente que no ha aguantado…

  10. Pues a mí jamás me la ha dicho nadie!!. Me da que más bien es para las que habéis estado casadas.

  11. Hasta que no me separé y empece a aceptar la situacion , no me di cuenta de lo infeliz que había sido. A veces creemos que somos felices pero sólo es una ilusion. Ahora disfruto de la vida, de mi tiempo ,mi espacio , mi casa, mis ilusiones y aunque creo que sería muy bonito compartir mi felicidad con una pareja, no tengo prisa, no me preocupa y mi vida no se para por no ser así. He tenido suerte porque mis amistades se han volcado y nadie me ha frito a peguntas de ese tipo pero llegarán y cuando lleguen diré que soy feliz conmigo mísma y que no necesito a nadie y que hacer lo que me da la gana cuando me da la gana, es la sensación más maravillosa del mundo. Un beso a todas.

    • A mí me pasó lo mismo, cuando me separé no podía entender que hubiera pasado tanto tiempo ahí. Un amigo me dijo una frase que creo que definía muy bien lo que me pasó: “Has dejado de ser opaca”.

      A mí mis amigos tampoco, por supuesto,… pero siempre hay una tía bienintencionada, una vecina cotilla, un compañero de trabajo meticoso…

  12. GRACIAS.
    Me has dado un calorcito que hacia tiempo… Me he sentido menos bicho raro.
    Porque salvo el final, que en mi caso el amor llegó en plan filial ;), lo demás lo has clavado.

    • En mi caso, también llegó primero en plan filial… y si llegó en plan pareja, creo, es porque no lo esperaba, porque no lo necesitaba.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Nube de etiquetas

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 217 seguidores

%d personas les gusta esto: