familia monoparental y adopción

Los hijos del madero

Barcelona, 1987.

Todos los alumnos del instituto, todos los alumnos de todos los institutos, salimos a la calle para reclamar una educación pública de calidad. ¿Alguien se acuerda?

¿Os acordáis de cómo corríamos por las calles, emulando las carreras de nuestros padres ante los grises? ¿Os acordáis de cómo gritábamos “el hijo del madero/ a la universidad / para que no sea / como su papá”? ¿Os acordáis de como cargaban los policías? ¿De la bala que alcanzó a una estudiante madrileña? ¿De Jon Manteca, el “Cojo Manteca”?

Recuerdo sentadas. Y caceroladas. Pancartas. La sensación de ser joven y tener el mundo en mis manos.

Recuerdo una noche encerrados en el instituto, los sacos de dormir, el aire frío que entraba por las ventanas del baño, los bocadillos, la guitarra. La música. “The Boxer” fue la la banda sonora de aquella noche.

¿Qué quedó de todo aquello?

¿Es tan distinto de lo que estamos viendo este 2012 en Valencia? Estudiantes de instituto, policías, lecheras, porrazos, golpes. Los mismos que corren detrás de los mismos.

Los mismos que opinan que si les zurran, si les detienen, es que algo habrán hecho.

¿Ha cambiado algo? ¿Hemos cambiado algo?

Anuncios

Comentarios en: "Los hijos del madero" (15)

  1. Las cosas quizás no cambian al ritmo que uno quisiera, pero sí hay algo que siempre queda, una semilla plantada para la próxima generación. Quizás el resultado no lo veamos ahora pero en algñun momento, nuestros hijos o, quién sabe, nietos, mientras no nos demos por vencidos. Un abrazo, Madre de marte, hacía mucho que no comentaba tus posts, pero no me pierdo de leer ni uno. ¿Puedo robarte ese dibujo “tiene un libro!” para ponerlo en Facebook? Es genial y vale la pena que muchos lo vean.

  2. Te lo copio yo también , madre

  3. Me encanta tu blog,
    pero cuando toca “temas de actualidad política y ciudadana” especialmente.

    mujer y ciudadana de Marte y del mundo ADEMÁS de madre

  4. Yo también me acuerdo de aquellas huelgas estudiantiles. Debemos de ser de la misma quinta. A mi me pilló en València, precisamente, donde sigo viviendo y desde donde puedo dar testimonio de que sí hemos avanzado. El sentir general de estos días es de total indignación y repulsa a la actuación policial, quitando a los carcas de siempre que tiene mucho poder mediático pero que en esta ocasión son muchos menos.
    Estos dos últimos días ha habido dos marchas multitudinarias en València y concentraciones a lo largo de todo el estado. Ha sido una victoria en toda regla que debía traducirse en dimisiones o ceses. Lo que ocurre es que en esta país nadie dimite, es penosísimo.
    Creo que el cambio de 1987 a ahora se debe en parte a que la gente tiene mucho más interiorizado que la policía NO debe pegar al pueblo y también, en gran medida, a la difusión de información en las redes sociales. Tener información, fotos, videos de lo que estaba pasando en tiempo real limita mucho la capacidad de manipulación de los medios de comunicación grandes. Yo he visto como algunas televisiones y diarios que los primeros días criminalizaban a los estudiantes se han visto obligados a cambiar su versión cuando la realidad se hacía incontestables porque las redes estaban llenas de videos que no dejaban la menor duda de lo que había pasado.
    Quizás sea una ilusa, pero creo que la base de la sociedad está cambiando y que los cambios se promueven de abajo a arriba. Espero (deseo) que no tarde mucho en llegar a las instituciones, para que no sea demasiado tarde.
    Abrazos.

    P.D. Por cierto, soy asidua de tu blog, aunque muy pocas veces haya dejado comentarios.

    • Yo, como Nuria, creo que internet y la percepción social de que el policía está actuando inadecuadamente, hace que sí exista una diferencia importante entre las protestas de los ochenta y las presentes… Y sin embargo, en términos generales, soy bastante pesimista:
      El ser humano es el que es, las riendas las llevan quienes las llevan, desde antes de los tiempos de Séneca, y los demás estamos donde estamos (nosotros somos unos privilegiados comprometidos, que de esos gracias a dios también siempre ha habido), también desde siempre.
      No quiero decir con esto que no debamos seguir levantándonos, sólo que, a la vista de la historia, en términos generales, la evolución es más de forma que de fondo…

      • Hey !aquí una vieja manifestante que os dice que en los 80 también teníamos la percepción de que la policía no actuaba adecuadamente! De eso y de muchas mas cosas, pues buenos eramos!
        !Que vivan los 80, aun sin Firbu!

    • Sí,sin duda hemos cambiado, y las cosas han cambiado, gracias a las nuevas tecnologías han cambiado de modos y en direcciones que habrían sido inimaginables hace 20 años. Pero (será la gripe), reconozco que los últimos dos meses tengo una sensación de retroceso total, de haber vivido los últimos 20 años en una España virtual, y que la real, la de siempre, la del caciquismo, la corrupción y los que mandan desde siempre, la de las sotanas y los crucifijos y los derechos secuestrados, vuelve a emerger con fuerza desde donde estuviera agazapada.

  5. Las cargas policiales han sido increíbles, imágenes de un tío aporreando a una persona que le daba la espalda y se marchaba, no sé, que esto pase a estas alturas es de vergüenza. Pero algo que me tiene anonadada es como ha salido el PP por mayoría en la comunidad con el agujero negro que han dejado, coles concertados que no saben si seguirán porque no les pasan la subvención, hospital de la Fe con un pantallón de 600.000€ mientras que se cierran proyectos de investigación… no sé, algo subrealista. Me resulta tan chocante como si ahora el PSOE en Andalucía gana por mayoría… No es cuestión ya de partidos, es de gestión, de corrupción y de verdad que en Valencia y Andalucía estoy flipada, pero lo veo desde fuera, claro.

  6. Pues nuestra generación cambió para mal, no somos tan mayores como para no ir a una manifestación pacífica y ni eso, con la excusa de los hijos y lo liados que estamos ya no salimos a la calle, cuando dices que vas con tu hijo a una sentada del 15M o a una manifestación pacífica autorizada el domingo por la mañana te miran como una loca. Evidentemente con un niño no vas a correr delante de las lecheras, pero tampoco se les enseña nada para el futuro si te ve sentada en el sillón comentando las redes sociales, pero cuando haces este comentario, lo dicho, te miran como una pirada.

    • Bone, yo no creo que nuestra generación haya cambiado para mal. Yo creo que en nuestra generación, como en todas, los poquitos que íbamos a las manis hace 25 años (incluso 30 si nos llevaban nuestros padres), somos los que seguimios yendo ahora…. Y los que te miran como una pirada son los que también te miraban así hace 25 años (en el caso de las manis estudiantiles, los que las consideraron una buena excusa para fumarse clases y ya está).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Nube de etiquetas

A %d blogueros les gusta esto: