familia monoparental y adopción

Demasiado imperfectos

Hace unos días, Emma escribió una entrada sobre los niños Demasiado mayores para ser adoptados. Hoy reflexiona sobre los niños Demasiado imperfectos.

D. se me acerca caminando, ayudado por sus muletas. Yo le digo siempre que parece un pirata con pata de palo, pero él no sabe muy bien qué es un pirata, nunca ha visto uno. Es lógico, tampoco ha visto un barco, ni el mar, apenas habrá visto el río Níger una docena de veces, las pocas que ha ido a la escuela.

D. es uno de los muchos niños discapacitados que hay en el orfanato, y además es mayor, muy mayor, para ser adoptado. Diría que tiene unos 12 años, pero podría tener hasta 15, es difícil calcular la edad de un saco de huesos que apenas se mantiene recto sobre sus extremidades inferiores. Es inteligente, quizá no para encajar en el estúpido estándar de inteligencia decidido por la gente lista. Pero es lo suficientemente avispado para entender que nunca saldrá de allí, y a pesar de ello lo sigue intentando: “Cuando te vayas a Francia llévame contigo para ser mi madre”, me dice, en perfecto francés. Le he dicho muchas veces que no me voy a ir a Francia, sino a España, que no puedo llevarlo conmigo, que no puedo ser su madre y que es muy difícil que le encuentren una. Él se limita a bajar la cabeza, algo afectado. Al día siguiente vuelve a la carga, y así día tras día. No pierde la esperanza.

A tiene más o menos su misma edad y es discapacitado mental profundo. En cuanto puede corre desnudo por el patio y defeca en medio del arenero, ignorando las órdenes de las cuidadoras sobre el respeto a las visitas oficiales. A A. le importan poco los formalismos: enseña el culo al menor descuido al mísmisimo presidente del Tribunal, en un acto inocente que pareciera tener un significado simbólico: aquí estamos los niños handicapés, somos dignos de atención, existimos.

A es una niña de unos 4 ó 5 años, baila de rodillas al ritmo del yembé, porque la impresionante curvatura de su espalda le impide incorporarse. A. es dulce y bonita, y también tiene enredada en su ensortijado cabello la esperanza de que alguien se la lleve a casa, a un hogar de verdad donde mamá hace sopa de pollo y da besos por las noches.

Como D., como A., muchos niños handicapés esperan su oportunidad en la planta baja, tan deteriorada y maloliente que las pocas veces que accedo a ella me entran náuseas, y me pregunto cómo puede un ser humano tan desvalido y frágil como un niño discapacitado soportar vivir allí día tras día. Observo cómo nadie hace nada por estos niños, cómo un par de cuidadoras abnegadas hacen lo posible por convertir aquella cuadra en algo parecido en un hogar. Los pocos medios externos que van destinados a estos niños no les llegan, parecen quedarse en el despacho de la dirección. Al fin y al cabo, ¿qué valor pueden tener estos niños para la sociedad?

Los niños discapacitados físicos y mentales son desechados como la fruta podrida en la mayor parte de los países africanos, y en mayor proporción en aquellos donde el animismo tiene una fuerte raigambre. Tener a uno de ellos en la familia supone un estigma, una maldición. La mayoría son abandonados y los que sobreviven son ingresados en centros estatales. No tienen opciones, o estas con mínimas, de ser integrados en la sociedad.

Ninguna agencia de adopción que yo conozca tiene un programa específico de ayuda a estos menores, se dedican a dar salida a los bebés sanos del orfanato. Podrían aprovechar la coyuntura para promover algún programa de apoyo a los discapacitados, pero ¿a quién le gusta comerse la fruta podrida?

A mi mente regresa la sonrisa de D. cuando le daba a escondidas un par de galletas, y cómo me decía bajito “merci”, en francés, empeñado quizá en que realmente me iba a Francia…

Anuncios

Comentarios en: "Demasiado imperfectos" (35)

  1. Qué triste, y peor, qué real!!

  2. Qué injusto. Cuesta creer que los seres humanos seamos capaces de esto…

  3. Este post me duele especialmente…Pasaje Verde en China dá esa oportunidad y…son muchos “fruta podrida”, allí, que se han convertido en una piña colada deliciosa de tomar o en un suculento plátano frio, dulce y exquisito…
    Me duelen los que se quedan…
    Mi fruta sabrosa, mi Hong, podría haberse quedado pudriéndose en un orfanato “con tan buena pinta” que nada me hizo sospechar que allí podría ser un deshecho…Lo recogimos del cubo de la nada y…ahora es arrollador, delicioso, pillín, amoroso y sobre todo, feliz…Mi mango al que cada día le pego varios bocados de amor…porque ME ENCANTA!!!
    Gracias por esta entrada….mil gracias…por y para las mamás con frutas tropicales que no tuvieron tiempo de pudrirse entre paredes, sino de renacer en la huerta más preciada…sus familias…..

    • En Bulgaria están dando prioridad a los niños con n.e. Y los mayores para ser adoptados. Los k son “diferentes” los publican en una lista con los detalles médicos para hacer adopciones directamente a cada niño y en todas las sesiones de adopción k publica el ministerio se puede ver k por cada niño de menos de 3 años k asignan, también asignan otro de 7/8-9-10 años. Es una de las razones de k me guste como país para adoptar, la transparencia y el hecho de no arrinconar “tanto” a los niños con necesidades especiales. Digo “tanto” pork también tienen orfanatos asquerosos de la vieja época soviética en la k los niños muy muy tocados psíquicamente se siguen hacinando pero cada vez son menos.

    • PRECIOSO…

    • Gracias a ti mpor estas metáforas preciosas.

  4. Qué tristeza!!!
    Qué pena.
    Nuestra niña, nacida en Rusia, podía haber acabado…no quiero ni pensarlo.
    Nació con una grave dolencia cardíaca y las autoridades rusas, la directora de su casa-cuna (o quien decidiera) acordó que, junto a su cuidadora, hiciera (siendo aún un bebé) un largo viaje de casi 1.000 kms, desde la casa cuna en que se encontraba hasta Moscú, donde la operaron y estuvo ingresada hasta que, ya recuperada de su operación, le dieron el alta y volvió a la que era su “casa”, donde de verdad siento que la cuidaron y sobre todo…que se preocuparon por ella e hicieron que viviera y que floreciera….
    Doy las gracias a quien haya decidido operarla, hacer ese largo viaje, a la cuidadora que la acompañó y la cuidó y estuvo con ella en el hospital, a los cirujanos, cardiólogos y pediatras que la cuidaron, a las enfermeras…..
    A las cuidadoras de la casa cuna que, a su vuelta, le dieron los tratamientos necesarios y nos la cuidaron hasta que llegamos a por ella.

    • Me alegro de leer, para variar, sobre unos cuidadores, un orfanato… que se preocuparon, se cuidaron, hicieron lo que cualquier niño del mundo se merece que hagan con él. Tenerle en cuenta.

      • Yo tuve dos assignaciones en Rusia. Un niño a quien también habían operado y que tenía asignado una logopeda en el centro dónde estaba, y la que ahora es mi hija. Hasta dónde yo se, los dos fueron tenidos en cuenta por sus cuidadoras. Es difícil poder llegar a generalizar, pero en los casos que conozco de ese país los padres dicen cosas similares. Otra cosa, claro, es el efecto de la institucionalización en estos niños. Es muy distinto estar en una institución dónde cuidan a los niños y se preocupan por ellos, a vivir con una familia entre otras cosas por lo más evidente para mi: los miembros de una familia no cambian tres veces al día, ni aparecen y desaparecen sir ninguna explicación.

        En relación a lo que cuenta Emma, yo como Portorosa: sin palabras me he quedado (y con lágrimas en los ojos, que para poco sirven pero….)

  5. Buen día, mujer, cómo estás? te sigo desde hace tiempo y me acerco a este otro mundo dentro de los tantos mundos que nos forman, el de la adopción… tengo cinco hijxs “biológicos” ( al parecer siempre debemos etiquetar los seres, a riesgo de no encontrar el camino, jaj) la cuestión es que cuando quise adoptar fueron tantos y lo son (al menos en Argentina) las trabas y vericuetos, que te ibas con esta respuesta: si podés tener, para qué adoptar?… sigue siendo así…y los niños y niñas que no tienen una familia que los contenga y los ame, crecen como plantas marchitas en los orfanatos, y luego los largan a la vida porque son “grandes”, y necesitan espacio para los que vienen llegando de otros abandonos… cuando fui por las adopciones internacionales, me di cuenta que importan más tus monedas que tu cariño, es sino todo, casi todo y en casi todos lados, un negocio… y en el medio quienes queremos y podemos de verdad ser familia para quienes lo necesitan… en fin, el mismo circo de siempre, de aquí y de allá… pero sigo intentando (escorpio y perra de metal, te imaginas…jaja, más dura que un adoquín, voy y vuelvo mil veces..) te quería además de agradecerte permitirme esta visita, comentarte que me resulta extraño y hasta incómodo (disculpa mi sincericismo, estoy en tratamiento, jaja), te decía el uso de iniciales cuando nombras a los chicos y chicas. Supongo que al ser tan ágil e intimista la lectura del blog, me sentiría más a gusto si los nombres en vez de A fueran Andrés, o Alicia o Atis, cualquiera, y no A que es como si la letra fuese un número… se entiende lo que quiero expresar? ojalá que sí, pues tiene un ánimo puramente constructivo, una feliz primavera desde acá, del otro lado del charco. Saludos Madre de Marte, un abrazo desde Júpiter!

    • Se entiende perfectamente, pero mis hijos tienen nombres tan poco comunes que usarlos no me permitiría algo que creo fundamental, que es respetar su intimidad. Usar nombres inventados me resultaría terriblemente incómodos… así que uso sus iniciales. Quiénes les conocen, les ponen nombre, y quiénes no les conocen… pues pueden inventarles uno si quieren.

      Siempre he tenido entendido que la adopción nacional en Argentina es de las más complicadas, debido a la historia de los niños robados. Encontrar un equilibrio entre el derecho de los niños a tener una familia y el derecho de los niños a no ser separados de sus familias, cuando las tienen, es quizás lo más difícil del mundo de la adopción…

      • Comprendo, igual no me refería al nombre de tus hijos, sino al de todos en general, como el artículo que estamos comentando.. igual hay que revisar profundamente el uso y desuso que la palabra “familia” y no es en Argentina ni más ni menos que en otros países latinoamericanos el robo de niños y niñas, en fin… ya ves la rueda sigue rodando, mientras tu y yo escribimos océano por medio, un pequeño en la calle limosnea por un poco de pan y amor… y quizá hasta tiene una “familia” que espera en la esquina sus monedas para comprarse vino….saludos!

  6. No hago uso de los nombres de esos niños porque he citado previamente su orfanato de procedencia, he hablado de sus discapacidades y ya…me parece que basta. Tampoco difundo fotos suyas por el mismo motivo. He convivido con ellos y me parecería muy violento traicionar su derecho a la intimidad: por muy handicapè que sean también tienen derechos. Creo que es más que suficiente haber expuesto de esta manera sus discapacidades.
    En mi opinión, el nombre no tienen importancia alguna, puede llamarse A. B., Pepito o Menganita, podrían vivir en ese orfanato o en otro distinto, o en un país diferente, por desgracia hay muchos D. y A. en el mundo. Lo importante es la historia que hay detrás de cada uno de ellos y lo que pueden enseñarnos, a mí al menos me han enseñado mucho.

    • Totalmente de acuerdo. Tu consideración con estos niños o la mía con mis propios hijos, la hago extensiva a todas las demás personas que se nombran en el blog, sean niños o adultos.

    • coincido totalmente Emma, no era un comentario animoso, ni para desvirtuar la intimidad de nadie, no lo tomes a mal, sólo mi sentir cuando leo .. una cuestión meramente literaria, nada más.. te mando saludos y mucha paz, para tu pueblo. Cecilia

    • Respeto a los nombres y la intimidad…. nosotros convivimos con algunos niños en el orfanato de nuestro hijo, no tanto tiempo como emma, pero el suficiente para “conocer” alguno.
      Cuando regresamos empecé a seguir el blog de una familia danesa que adoptó a una niña compañera de orfanato de mi hijo… me horrorizó ver como exponía imágenes de los niños del orfanato y sobretodo me horrorizó como citó a uno en concreto, con un primer plano del niño y contando su historial médico. Incluso en alguna foto de su blog salimos mi familia y yo.

      • yo he encontrado muchas muchas fotos de los niños que convivían con mi hijo en el orfanato y de niños que siguen allí, pero no de familais adoptivas en su blog (con las que no coincidí nunca en mi primera kafala) sino de gente que “pasaba” por allí, en plan turistas… hay fotos que recuerdo el día qeu fueron tomadas y las personas, gente que llegó en un autobús, se bajó, se dió una vuelta por el centro dando chocolatinas, cogió a un bebé un rato y se fueron… Incluso hay fotos de niños que salen en propagandas de turismo solidario (de otras ciudades y incluso de otros países). Mi hijo no sale pq siempre estaba conmigo pero salen muchos de los niños de los que me acuerdo pefectamente del nombre y de todo…
        por una parte me parece fatal, por casi todas las partes vaya, pero eso me permitió más tarde contactar con gente de esta que había estado allí cuando yo no estaba, tener algunas fotos más de mi hijo, saber sobre los niños que se habían quedado… me sigue pareciendo fatal y me alegré cuando estuve y vi un letrero que ponía que estaba prohibido tirar fotos.

      • Yo no he encontrado fotos de mis hijos en ningún blog, pero sí me pasó fotos de mi hijo pequeño, de varios meses de antes que le conociera, una familia que hizo la kafala en la misma crèche (fotos que entiendo que no han compartido públicamente). Por supuesto, me encanta tenerlas, hay tan poquitas que son un tesoro… pero también me generan emociones encontradas, porque la sensación que tuve al recibirlas (no sólo por cómo son las fotos, sino por algunas cosas que me dijo la persona que me les mandó) es que esa familia había hecho una especie de “catálogo fotográfico” de niños…

      • Entiendo tu dualidad de sentimientos alkafala.
        Yo tambien he encontrado fotos en internet de mi hijo, colgadas en un blog de gente que no conozco, las encontré poniendo el nombre del orfanato en google images… en su orfanato no pasaban turistas pero a menudo alguna empresa hace donativos de comida y luego se hacen las fotos de rigor con tooooooooodos los sacos de arroz y los niños en primer plano… o he encontrado fotos de alguna representante de alguna de estas empresas con mi hijo en brazos … y en ese momento se te cruzan un montón de sentimientos, los bonitos de tener una foto más, los de rabia de por qué está colgado eso en la red… y encima se le suma el de pensar que habrá un montón de gente que tiene fotos de mi hijo y que por buena ética no lo han colgado en la red y que por “culpa” de su buena ética nosotros no las tenemos… o gracias a que alguien colgó fotos de niños de su orfanato, he conocido a un fotógrafo que de vez en cuando se pasa por allí y me informa de los niños con los que mi hijo tenía un trato especial y siguen estando allí…o de vez en cuando me da la alegria que alguno de ellos ha sido adoptado…

  7. La discapacidad física y mental es una maldición en casi toda África ( la verdad es que no se si se salva algún sitio)
    El niño/a discapacitado se ve como una maldición por su familia y se culpa a la madre (por esto un hombre puede abandonar a su mujer para buscarse otra esposa, cosa que se ve todo el tiempo), las enfermedades mentales son consideradas contagiosas y con frecuencia las personas con discapacidad y pueden ser acusados de brujería o desgracias, por lo que son repudiados de sus comunidades y de sus familiares.

    Me imagino que por ello al orfanato le importan poco estos niños, por un lado no son exportables, y por otro reflejan lo que piensan de ellos ( con excepciones como las cuidadoras que mencionas, que por desgracia son eso, excepciones)

    Que pena que ninguna de las ecais que se surten de niños en ese orfanato piensen en los discapacitados, al menos en mejorar las instalaciones donde viven…

  8. Aqui en EEUU a pesar de que las familias siguen prefiriendo bbs sanos, MUCHOS padres adoptan niños con alguna discapacidad o enfermedad cronica, desde cosas simples como un labio leporino hasta discapacidades mentales graves. Tambien hay muchos niños portadores de HIV que son adoptados, tratados y que viven una vida plena.
    En general las agencias tienen listas de niños en “espera”, es decir los menos adoptables ya sea por edad o discapacidad y si se elije uno de ellos el tiempo de procesamiento es bastante corto, unos pocos meses y los costos son menores. Ademas EEUU devuelve hasta 12.000 dolares por niño adoptado de lo que uno gaste (por cualquier niño, no solo los “especiales”), asi que en ese sentido el sistema es bastante pro-adopcion, muy distinto de lo que se se percibe en el exterior sobre los americanos…
    La verdad que eso me hace sentir orgullo por el pais en el que estoy viviendo, que a pesar de sus defectos todavia tiene un costado humano.

    • Desde luego es una buena noticia. En España también hay padres que adoptan niños con NNEE, tanto en nacional como en extranjero, pero no me atrevería a cuantificarlos como “MUCHOS”.

    • Quizá mi comentario sea políticamente incorrecto pero yo creo que no se debería incentivar la adopción mediante dinero. Creo que ningún sistema debería ser pro adopción ni nada de eso, creo que lo que debería hacer un sistema es proteger a los menores e intentar en la medida de lo posible en aquellos casos en que sea bueno para el menor, que éstos vivan con sus padres de origen. Y sólo en aquellos casos de desatención, dejadez, maltrato, y renuncia expresa promover su adopción. Pero no se hace así; siguen saliendo niños por probreza de sus progenitores, también en EEUU y debería darnos qué pensar. Creo que todo ese dinero que se proporciona a las familias adoptivas como ayuda al proceso adoptivo podría revertir en las familias económicamente desfavorecidas que en muchos casos se ven abocadas a ceder a sus hijos en adopción porque NADIE les ayuda. La adopción internacional debería ser la última opción para aquellos niños abandonados, pero también debería ser la última opción que los servicios sociales ofrezcan a los padres en situaciones de riesgo, y a veces es la primera. Si todas esas ayudas se destinaran a familias en riesgo, quizá muchas de ella no tendrían que abandonar a sus hijos. Es contradictorio y muy injusto. Negar a muchas familias biológicas ayuda para que crien a sus hijos, promover su adopción y subvencionar a otras familias para que los adopten, como mínimo da para reflexionar y para cabrearse mucho…

      • Ni que lo digas. Yo he pensado muchas veces que con lo que pagué por mi primera adopción, la madre de mi hijo mayor habría podido criarlo hasta la mayoría de edad…

      • aliciagrinberg dijo:

        Emma, mas que un comentario politicamente incorrecto, creo que es un comentario equivocado. Hay que tener pleno conocimiento de las leyes y realidades americanas antes de suponer cosas que no son. Este tipo de leyes han surgido despues de muchos años de luchas sociales para proteger a los que no tienen ni voz ni voto.
        El dinero que el gobierno de EEUU devuelve es solo en forma de descuentos de impuestos y no tiene que ver con las adopciones internacionales sino con la adopciones de niños en general. En EEUU antes de que un niño en el pais llegue a ser adoptable hay muchisima ayuda y solo se deja adoptar cuando se han agotado los recursos. Los niños adoptables en EEUU suelen ser personas con grandes problemas de salud -mentales o fisicas- abusos o expuestos a las drogas o el alcohol, asi que si, los niños que llegan a la adopcion realmente las han pasado todas y muy pocos padres estan calificados para acogerlos ya que requieren extremada dedicacion, cuidado, y dinero, por eso tambien el gobierno otorga a veces subsidios para ayudar a las familias ya que son casos MUY, MUY dificiles. Los niños adoptables NO llegan a esa situacion en la mayoria de los casos por pobreza, sino por graves abusos donde en la mayoria de los casos la vida del niño esta en peligro.
        Por un tema de igualdad y no discriminar, el mismo criterio se aplica a las adopciones internacionales ya que se considera que es un derecho del niño el de vivir en una familia que lo proteja y cuide y todo lo que tiene que ver con la parte legal de como el niño llego a la adopcion no depende de EEUU sino del pais en donde nacio. El gobierno estadounidense no tiene injerencia en los asuntos legales de otros paises ni fomenta el “comercio” de niños, sino que simplemente aplica el mismo critero no importa de donde venga el chico, que es algo totalmente logico. Como madre no me gustaria que discriminaran a mis hijos nacidos fuera de EEUU solo por eso y los padres adoptivos sabemos que nuestros hijos no son en general casos faciles y que requieren mucho mas que amor para llevar una vida normal (ergo: dinero).
        El sistema americano no es pro-adopcion, sino pro-infancia, la idea es proteger al niño, no enriquecer a los padres, que por cierto esta unica “ayuda” es solo una gota de agua en el mar de gastos en que se incurre al adoptar, y me refiero a los gastos proadopcion que dejan a mas de una familia en la ruina, dependiendo las patologias con que el niño llega a casa.

      • aliciagrinberg dijo:

        …quise decir post-adopcion, no proadopcion

      • aliciagrinberg dijo:

        Ah, y como bien esta puesto en el post, a los niños con discapacidades no los quiere nadie, ni los padres biologicos lamentablemente…y no necesariamente por razones economicas. Cuantos de los que comentan en el blog han adoptado a un niño discapacitado???

      • Ahí has dado en el clavo, sin duda.

      • En efecto, desconozco el sistema americano de adopciones, pero si es como tú dices, si primero se vuelca en ayudar a las familias biológicas para que conserven a sus hijos y contempla la adopción como última opción para esos niños; si realmente protege a los menores maltratados y abusados por sus progenitores biológicos y les busca una nueva familia digna de serlo; si como dices no subvenciona las adopciones, sino concede ayudas económicas a familias con hijos discapacitados o con problemas de salud, sean estos niños adoptados o no…el tema cambiaría bastante.
        Con respecto a los comentarios, me consta que algunas familias han adoptado niños con dificultades. Yo reconozco que no. Simplemente corrí un riesgo aceptando in situ la asignación sin ningún informe médico y ninguna referencia, aunque no es lo mismo ni parecido. Fue precisamente mi convivencia posterior con estos niños, muy enriquecedora, la que me ha llevado a reflexionar sobre ello.
        Por otra parte, no todo el mundo está preparado para adoptar a un niño con una discapacidad física o mental severa. Pero eso no significa que, como mínimo, no se pueda ayudar a que esos niños tengan una vida digna en su país con sus necesidades básicas cubiertas, que vivan en instalaciones dignas, limpias, que sean tratados con afecto, que sean estimulados y tenidos en cuenta, ya que por desgracia tienen muy pocas opciones de vivir en familia dentro y fuera de su país de origen. Y esto no va de limpiar conciencias, es que es su derecho.

      • “No todo el mundo está preparado para adoptar a un niño con una discapacidad física o mental severa”. Estoy de acuerdo. Igualmente, no todo el mundo, probablemente nadie, está preparado para parir (y criar después) a un niño con una discapacidad física o mental severa. A mí lo que me chirría es que muchas de las personas que se encuentran en este caso (incluida yo), asumirían, como pudieran a su hijo gravemente discapacitado si lo hubieran parido… pero lo rechazarían si fuera una asignación.

        Otra cosa es aceptar una asignación sin informes médicos, que es algo que yo también hice en la segunda adopción. Pero como tú dices, no es lo mismo ni parecido.

      • aliciagrinberg dijo:

        Bueno, en mi caso, mis tres hijos adoptados en Etiopia tenian “informes medicos” pero que en el caso de ese pais es como si nada, ya que son, en mejor de los casos, un examen totalmente superficial que no indica nada, dicen algo asi como “normal”, que en la mayoria de los casos no lo es. En el peor de los casos son informes medicos falsos, desde la edad, las vacunaciones, y patologias bien claras que no se reportan. Uno de mis hijos figura con “vista normal” cuando en realidad es ciego de un ojo con una herida visible a simple vista que no nos enteramos hasta que fuimos a buscarlo. Por supuesto que los datos familiares son tambien inventados, pero ese es ya otro tema en el que no solo tienen que ver las autoridades si no las familias que los dan en adopcion y donde hay detras una trama cultural y politica dificil de entender en paises occidentales.
        Mi opinion es que en EEUU hay muchos recursos para familias adoptivas que estan pensados para proteger al niño y no enriquecer a nadie y los niños traidos del exterior son tratados en un nivel de igualdad, considerados una vez que pisan el pais como cuidadanos americanos no importa de donde vengan, al menos en el aspecto legal. Mi tres hijos adoptivos reciben soporte educativo gratis, desde ESL (ingles como segundo lenguaje) hasta educacion especial en el caso de uno de ellos, con muchas horas semanales dedicadas por especialistas de todo tipo en la escuela publica para ayudarlo.

  9. Leo tantas experiencias procedentes de varios puntos de la tierra…qué enriquecedor…Sí en EEUU se adoptan a muchos pasajitos verdes chinos…en España estamos empezando…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Nube de etiquetas

A %d blogueros les gusta esto: