familia monoparental y adopción

Esta boca es mía

De mi infancia recuerdo las canciones de protesta, las conversaciones sobre manifestaciones y grises, la clandestinidad, el miedo; el halo romántico también. El convencimiento de mis mayores de que el mundo estaba mal pero que podíamos cambiarlo, la certeza de que algún día, cuando fuéramos mayores, viviríamos en una sociedad más justa, más igualitaria, más bella. Que lo que se vivía en mi entorno (respeto, diálogo, amor a la paz, no discriminación) era la avanzadilla de un mundo futuro al que llegaríamos, sí o sí.

Comparábamos el mundo de mis abuelos con el de entonces y veíamos que el futuro tendría que ser mejor.

Crecí añorando las luchas de mis padres. Deseando vivir en un mundo en el que fuera necesario pelear por lo esencial, en el que lo que yo hiciera marcara una diferencia.

Cuando todo estaba por hacer.

Y fíjense, que desgracia: mis sueños se hicieron realidad.

Vivimos en un mundo en el que hay que volver a pelear por lo obvio. En el que las cosas que dábamos por conseguidas, están en duda. En el que la certeza del progreso se tambalea. En el que vemos desaparecer a marchas forzadas los derechos por los que nuestros padres, y nuestros abuelos, se jugaron la vida; a menudo, la perdieron. En el que retrocedemos décadas cada mes que pasa.

Me gustaría echarme a la calle, al monte, tomar las riendas y contribuir a cambiar el mundo… y siento que estoy haciendo muy poco.

Quisiera poner el hombro y pongo palabras, que casi siempre acaban en nada, que cantaba Ana Belén…

Porque el tiempo de luchar me pilla con niños muy pequeños, con pocas horas al día, con dificultades logísticas para dejarlo todo y echarme al monte.

Pero pienso… que los pequeños gestos también cuentan.

Que cuenta que protestemos, aunque sea en cosas pequeñas: que muchas voces gritando lo mismo sirven para algo.

Que cuenta que resistamos. Que nos resistamos a vendernos, a aceptar la debacle. A perder la alegría. Y la esperanza.

Que cuenta que contemos. Que alguien tiene que relatar lo que está pasando, y que desde los medios de comunicación o desde un blog modesto como este, podemos darle voz a muchos que no la tienen.

Y que cuenta que eduquemos. Porque estamos educando a los ciudadanos del futuro. Y tenemos que educarles en el sentido crítico, en la búsqueda de la justicia, en la defensa de la igualdad, de lo público, de lo colectivo, de la sostenibilidad.

Como esta ciudadana, esta feminista del futuro:

Porque alguien tendrá que tomar el relevo. Y la crianza de esas generaciones que tomaran el testigo es importante.

¿Y nosotras? Siempre podremos ser yaya-flautas.

Y salir a gritar que esta boca es mía.

Anuncios

Comentarios en: "Esta boca es mía" (5)

  1. Me uno a tus palabras. La verdad es que sin saber de què iba el percal mi hija se encontró en muchas manifestaciones al poco de llegar. Poco a poco bajé el ritmo pq ella necesita mi atención y yo más tiempo del que tengo para dársela. Pero sí, desafortunadamente para todos “retrocedemos décadas cada mes que pasa.” Aquí está mi pequeño gesto de hoy (el que es un poquitín más grande, una mani esta tarde, no voy a poder hacerlo).

    • Sí, yo también he vuelto a ir a manifestaciones como no hacía desde años atrás,… y arrastrando a los niños, claro. Pero no siempre es fácil, ni siquiera factible, ir con dos niños que se aburren, se cansan, no entienden…

  2. Con tu reflexión de hoy me sieno retratada al 100 por 100. Parece que tu vida y la mía han sido paralelas en muchos aspectos. Lo que has dicho de tu infancia y tus anhelos también me ha pasdo a mi. Y como tú, encuentro difícil tener el grado de implicación que a mi me gustaría en las luchas actuales y ser madre, cosa que me pone en conflicto conmigo misma de vez en cuando. Así que te agradezco mucho tus ideas sobre los pequeños gestos.
    Dejo aquí los versos de amor más bellos que haya leido nunca (ojalá alguien me dijera a mi algo así)

    Tus manos son mi caricia
    mis acordes cotidianos
    te quiero porque tus manos
    trabajan por la justicia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Nube de etiquetas

A %d blogueros les gusta esto: