familia monoparental y adopción

Infancia transracial

 

Me llega de forma algo rocambolesca la referencia a un blog de una adoptada transracial adulta española. Ha escrito una entrada titulada “Padres blancos buscan”, que ha levantado cierta controversia en algunos grupos de adopción.

Aunque hay algunas cosas que leo en este entrada que no me gustan (cierto clasismo en la manera de hablar de las “chachas”, homofobia cuando habla de Angelina Jolie, sexismo al excluir a los padres del hecho adoptivo…), me parece impagable el testimonio de sus experiencias cuando fue una niña adoptada transracial. Me provoca una profunda tristeza la soledad que impregna sus palabras, las dificultades por sentirse integrada, las complejidades de su vida de niña negra en un mundo blanco.

Transcribo una parte de la entrada, en la que comparte sus experiencias:

Lo mejor que me ha aportado ser adoptada y afrodescendiente , es que desarrollé una empatía especial hacia todo aquel que me parecía solitario, marginado, miserable o diferente (un poco como me sentía yo) y fui muy consciente de mis diferencias desde muy pequeña. Aprendí a jugar sola, a divertirme creando, imaginando, leyendo, escuchando música y estar feliz conmigo misma sin necesitar a nadie cerca de mí admirando lo que hacía.

Pero la adopción interracial crea muchas confusiones en los niños con personalidades más frágiles que, mal gestionadas, afectarán a la percepción de si mismos en la vida adulta. Todo empieza con el acoso escolar y la marginación. Yo por ejemplo, nunca tuve ninguna amiga especial durante mucho tiempo porque tarde o temprano, todas me hacían preguntas que no sabía o no podía contestar. Me enfadaba y no quería hablar más con ellas. Los padres de las compañeras de clase, cuando iba a sus casas por un cumpleaños o a pasar la tarde, aprovechaban para interrogarme.

Ser adoptado y de una raza diferente a la de tus padres se puede convertir en una pesadilla cotidiana si no lo sabes soportar. Una vez, en casa de una tal Silvia L., la mujer del servicio (Dominicana) me preguntó abiertamente “Uté mi paisana?!”. Quise que me tragara la tierra, no sabía qué responder, no sabía cual era mi origen…Recuerdo al perro de Silvia mirándome con sus ojos saltones como si quisiera compadecerse de mi.

Todas las “chachas” (mestizas o negras) de mis compañeras de clase, me miraban, me señalaban, me sonreían…era horrible sentirse observada por blancos y encima también por los pocos negros que veía a diario. Algunas le preguntaban a mi madre a la salida del colegio por el origen mi padre (mi padre nunca entraba al colegio porque mis hermanos mayores me llevaban a mi fila de la mano). Y si alguna me veía en el coche con mi padre, al ver que también era blanco, sembrábamos la duda aún más. Todo extrañaba a todos.

La imagen que tenía de “negritud” era muy limitada: cantantes, Bill Cosby, Webster, deportistas, Naomi Campbell, los niños de biafra y las chachas, como no. (Si tienes un niño adoptado negro, pon un negro en su vida, por favor).

Mis “chachas” o tatas eran de Marruecos, porque en la urbanización donde crecí, no estaban de moda ni las filipinas ni las dominicanas. Se llevaba tener un matrimonio marroquí o en nuestro caso, el matrimonio junto con su hija. Me hubiera gustado que hubieran sido negras o mulatas, como las de los demás.

Yo vivía muy bien como adoptada. Diría que me tocó la lotería. No solo por lo material: fuí a caer en un hogar con unos buenos valores en cuanto al trabajo, el esfuerzo, el sacrificio y donde me hacían pensar y me dejaban crear. Aprendía sin parar. No obstante, la idea de que fui salvada de una vida “pobre, sucia y difícil” siempre rondó mi cabeza. Mientras otras niñas tenían una imagen bucólica de la maternidad, yo, sin tener aún 3 años, no tenía claro lo que era una Mamá.

La vida de un adoptado suele tener mucha calidad, eso lo sabemos todos. Yo, por ejemplo, veraneaba en Jávea. un lugar de veraneo muy pijo. Mi madre me llevaba a la peluquería nigeriana “Paloma” en la zona de la estación de Torrejón de Ardoz, para que trenzaran mi pelo largo por la cintura. Era un momento apoteósico. Cada vez que terminaba el cole, pasar unas horas en la “nigeria” española. Lo de las trenzas era un apaño, porque si no, con tanta agua a diario en vacaciones, era “imposible” que fuese peinada “en condiciones”. También eran vacaciones para mi madre y se ahorraba las horas de desenredados, peinados, lavados, etc. Con mis trenzas y una colección actualizada de bañadores de Benetton, iba en el yate familiar, comía en los mejores clubs náuticos del mediterráneo y cenaba en los restaurantes mas elegantes. Pero aún así, la crueldad se podía masticar hasta en las paellas.

Había algunos niños que se salían de la piscina al entrar yo. Siendo una urbanización de lujo, éramos pocos niños, todos hijos de millonarios (algunos muy conocidos). El dinero no da la educación ni la empatía ni el saber respetar. Cuando salía de la piscina, había uno que me preguntaba “por qué no se me limpiaba la piel”…. El tema de las “chachas” era también insoportable allí, pues todas querían saber mi origen. Mi padre me prohibió hablar con las chachas de las otras familias. Mucha gente se preguntaba si sería yo la hija de alguno de los miembro del servicio de mis padres. (La hija del jardinero y de la cocinera quizás?) El niño negro siempre choca.

Si. La vida de un adoptado, es muy buena y la del adoptado negro, es extraña (que no mala). Resulta ser una búsqueda constante de referencias, de algo a lo que parecerse, alguien a quien preguntarle si todo está bien, alguien en quien confiar sin sentirse distinto. Escuchar como a los propios familiares se les escapaba el apodo de turno (la negrita, morenita) y descubrir que las “amigas” te hablan porque en el colegio les han dicho que no te hagan el vacío, son eventos cotidianos muy incómodos. Yo iba a natación y golf. Ambos entornos muy incómodos para mi. Eso impidió que quisiera seguir a nivel competición en ninguno de los dos deportes: la falta de “amistad” con mis compañeros de escuela.

Mis juegos de muñecas eran mas similares a un guión de novela, en la que mis Barbies rubias de ojos claros discutían sobre quién era el Nenuco mas bonito. La que decía que era suyo, se lo quedaba por unos días, hasta que otra pedía el turno. Estos juegos, quizás eran el producto de la adopción tan obvia como es la adopción interracial. (Tu sabes que tus padres no son los de “verdad”).

Un niño adoptado se vuelve muy curioso desde el momento en que descubre su condición. Suele ser gracias a alguna tercera persona, de fuera de casa, que se ocupa de dejarle claro al niño que además de tener un color de piel diferente (por si no se había dado cuenta), sus padres no son sus padres de verdad. Es como lo de los reyes magos, la sensación es muy parecida. Yo, en ambas ocasiones, sentí que los mayores eran, en general bastante mentirosos. Hacían lo que querían con uno y se permitían ser padres o no serlo a su gusto. (Detrás de un adoptado, hay una madre y un padre que no han podido o querido ejercer como tal). Cuando descubrí el secreto de los Reyes Magos, fingí no haber visto los juguetes días antes y me levanté ese día 25 de Diciembre, haciendo como si nada. Estaba tan acostumbrada a fingir cariño hacia personas que no me llamaban por mi nombre jamás, que hablaban de mi como si yo no estuviera y que me cantaban canciones irritantes como el bolero “Morena Clara”. Pero, te adoptan, te quieren y tu debes quererles a ellos.

Cada día surgen cosas que no le cuadran al adoptado (y más al adoptado negro) y busca algo que ni conoce. La búsqueda lleva a idealizar lo poco que va encontrando: por eso es tan peligroso pretender que el niño adoptado de otra raza no sepa nada de su origen. Buscará y quizás lo que encontrará no será la versión mas apurada de la realidad. En muchos casos la idealización le llevará a un oscuro camino directo a la frustración.

Uno de los momentos cumbre para un adoptado negro es cuando ocurre (constantemente) lo que yo llamo “invisibilidad” o “transparencia”. La gente, aún siendo ya mayor, habla de ti como si no estuvieras delante. Sigues siendo ese elemento que un día recogieron y se sienten orgullosos al igual que del perro que da la patita cuando se la pides, de todo lo que han conseguido que hagas bien.

La invisibilidad se da también en el cole. Recuerdo ser siempre un sobrante al que se le buscaba una utilidad. Siempre me tocaba dar a la comba pero nunca jugar, borrar la pizarra pero nunca escribir…Cuando hacía cosas bien, por ejemplo en gimnasia, inglés o música, nadie me felicitaba ni chocaba los 5 conmigo. No había ninguna complicidad, nadie se alegraba de que yo hiciese cosas bien. Los errores, se pagaban caro, eso si. La crueldad racista en los colegios…El gordo de la clase me convirtió en objeto de sus chistes, cancioncillas y demás. Para la mayoría, yo era invisible, hasta que había que reírse de mi.

Aunque creo que el mundo en el que viven mis hijos es muy distinto…

… afortunadamente hay negros, y personas de todos los orígenes y colores, en su vida, en sus colegios, en sus equipos de futbol, en las tiendas del barrio, en los restaurantes en los que comen, en las colonias a las que van, entre sus amigos y entre los nuestros…

… ni se han enterado de que son adoptados por terceras personas…

…no reciben constantemente preguntas sobre su pertenencia a una familia adoptiva, porque la adopción, y la adopción transracial, está bastante más asumida…

…tienen a muchos adoptados entre sus amigos, entre ellos, muchos de su mismo origen, con los que pueden compartir dudas, preguntas, hipótesis…

…a pesar de todas esas diferencias…

…sí creo que su realidad tiene muchos puntos en común: las dificultades que tiene crecer siendo distinto a tus padres, siendo adoptados, siendo mirados, siendo discriminados por el color…

…y que quizás muchas de las emociones que sientan, también se parezcan.

Así que me apunto en mis favoritos el blog de Madame Nana, y espero seguir leyendo entradas tan interesantes como la que dedica al pelo afro.

Y espero que mis hijos tengan la resiliencia que se desprende de los textos de esta mujer.

P.D. Hay otra parte de la entrada original, muy interesante también, que cuestiona la “moda” de la adopción transracial. Creo que es algo a lo que le podemos dar muchas vueltas, y lo reservo para otra entrada. Y respecto a su pregunta final, sobre ¿Por qué blancos adoptan negros pero negros no adoptan blancos?, hace algún tiempo lo debatimos aquí.

Anuncios

Comentarios en: "Infancia transracial" (80)

  1. Madame Nana dijo:

    Hola Madre de Marte.

    Me alegro de que te haya resultado interesante leer mi artículo. Quería (volver) a aclararte que no soy homófoba ni clasista. Chacha no es una palabra despectiva. Se dijo de toda la vida y así lo decían mis abuelos. Lesbiana no es un insulto. Por el hecho de decir que una mujer es lesbiana, blanca o negra, ¿estoy siendo homófoba o racista? Está totalmente sacado de quicio y te agradecería que no me calificaras de homófoba simplemente porque no lo soy. Diré siempre lesbiana cuando lo tenga que decir. En un artículo sobre adopción, me parecía importante recalcar que esa mujer lesbiana, de no haber sido quién es, hubiera tenido más difícil la adopción. Me ha llamado siempre la atención la cantidad de niños que ha adoptado y la rapidez con la que ha adoptado fuera de su país, mientras que cualquier madre no-rica, con sus antecedentes y condición sexual, hubiera quizás esperado más o la hubieran rechazado la solicitud. 🙂 Por cierto, emigro (vuelvo) a wordpress, por problemas de ancho de banda con mi actual plataforma. La url de mi artículo estará inactiva muy pronto.

    • No digo que lo seas (no te conozco y no me atrevería a hacer un juicio tan tajante). Digo que me lo parecen algunas cosas de tu texto. A mí la palabra “chacha” me parece denigrante y ofensiva… Y decir gratuitamente que alguien es lesbiana, igual de aburdo que aportar su nacionalidad cuando no es necesario. Además, no creo que se pueda decir que Angelina JOlie sea lesbiana: está casada con uno de los tipos más guapos del mundo, así que si la queremos etiquetar, deberíamos hablar de bisexualidad…

      Respecto a la “rapidez” o facilidades que tienen los famosos para adoptar, tengo mis reservas también: no conozco sus procesos de adopción, así que no puedo opinar con conocimiento de causa. PUedo decirte que he seguido muy de cerca los procesos de adopción de dos parejas famosas (españolas), y que lo que dicen de ellos la gente que no los conocen hace que cualquier parecido con la realidad sea pura coincidencia… así que me permito poner en duda cualquier otra opinión sobre procesos de personas famosas, tanto más si son americanas (que seguramente funcionan de manera distinta a la nuestra).

      Si me pasas la nueva dirección de tu blog cuando la tengas, estaré encantada de re-enlazarla.

      • La mayoria de los paises de origen de nuestros niños ( Rusia, China, Etiopia ) son muy homofobos, quizas es a eso a lo que se refiere Madame Nana, que a Angelina la han permitido adoptar por ej en Etiopia sabiendo que era bisexual porque lo habia proclamado publicamente con anterioridad , y a otra no se lo hubiesen permitido. La homosexualidad es fuertemente rechazada en ese pais no solo por el gobierno sino también por la sociedad. Los homosexuales son perseguidos y cualquiera puede denunciarles.
        Es dificil que en un hotel acepten a dos hombres compartiendo la misma habitación, y a veces tampoco mujeres.
        Recuerda que en China prohibieron a las solteras adoptar a raiz de una manifestacion de homosexuales, una de las cuales portaba una niña china adoptada en los hombros.
        !Y de acuerdo con el marido de Angelina!

      • Sí, esto es cierto. Y de hecho, lo que subyace tras el cierre de muchos países a la adopción monoparental (incluída Etiopía, también China, Rusia…) es precisamente la consciencia de que parte de estas adopciones las hacían personas homosexuales (o bisexuales en algunos casos).

      • Sí, esto es cierto. Y de hecho, lo que subyace tras el cierre de muchos países a la adopción monoparental (incluída Etiopía, también China, Rusia…) es precisamente la consciencia de que parte de estas adopciones las hacían personas homosexuales (o bisexuales en algunos casos).

    • Afortunadamente lesbiana no es un insulto. Como tampoco lo es bisexual…Ahora bien…cuestionar la lucidez mental de alguien porque haya tenido relaciones con mujeres y haberse casado con un hombre…es cuanto menos preocupante.

      • Madame Nana dijo:

        ¿Quién ha cuestionado tal cosa? Al menos yo, cuestiono si en un proceso de adopción, eso sería igual para una mujer homosexual famosa y millonaria, que para una no-famosa y no-millonaria. 🙂 La palabra lesbiana en mi artículo está mas que dentro de contexto.

      • La verdad, no sé si el mundo percibe a Angelina Jolie como “homosexual”. Creo que más bien no. Haber tenido relaciones con mujeres no te convierte en lesbiana, igual que haber probado las drogas, no te convierte en toxicómana… también tengo dudas de si esta información ya había salido a la luz cuando ella adoptó (mi memoria no da para concretar tanto).

        Una mujer homosexual (o bisexual) que no sea famosa, en principio, no creo que tenga problemas específicos para adoptar debidos a ello… la orientación sexual no es algo que se lleve escrito en la cara, por tanto, si se permite la adopción a monoparentales, ¿por qué iba a tener algún problema?

      • Madame Nana dijo:

        Se encargó ella de proclamarlo, cuando le interesó. Vendió su homosexualidad. Después vendió su heterosexualidad, su operación de pecho…lo vende todo,por eso se sabe.
        Y a la última pregunta, si que me han dicho que la homosexualidad a veces es un problema.

      • No digo que no lo sea. Digo que no lo es, si no es pública. Y para que sea pública, tienes que contarlo: nadie lo lleva escrito en la cara…

      • Naaa…eso no vale…O tenemos todas memoria o se rompe la baraja:-)). Aunque podriamos hacer copia y pega y entonces nos acordamos tod@s!

        Si, queda claro que hablar de la tendencia sexual de alguien en un contexto determinado esta mas que justificado si es relevante. Si lo que estas cuestionando es si fue el dinero lo que ‘tapo’ su vida sexual a la hora de adoptar en paises conservadores….., entiendo que sea relevante. No lo cuestiono si ese es el fin. De todas formas, para que tu post fuera justo, habria que decir que la sin par Angelina es bisexual, palabra precisa y bonita donde las haya, y no lesbiana tambien bonita y precisa pero no correcta en este caso.

  2. Yo no creo que la experiencia de esta mujer se pueda aplicar realmente a lo que viven los actuales niños adoptados (afortunadamente).

    Por un lado, no sé qué edad tiene, pero parece estar hablando de hace unos cuantos años, cuando ser adoptado era una cosa mucho menos habitual que ahora; y la verdad es que no conozco a ningún niño adoptado que se haya enterado de este dato por terceras personas, en general es algo que hablan en su casa desde siempre. Además, por lo que cuenta su familia se debe mover en un ambiente de clase bastante alta, donde por alguna razón las diferencias raciales son prácticamente nulas (a excepción de las “chachas”, palabra que tampoco me gusta mucho pero que no me parece que esté utilizada de manera denigrante en este caso).

    Vamos, que me parece una experiencia interesante, como casi todas, pero no creo que refleje demasiado la realidad de la mayoría de adoptados actuales. Bueno, obviamente puede haber detalles que sí, pero también pueden sentirse identificados niños sin necesidad de ser adoptados o negros.

    Saludos!

  3. Pues yo si que creo que es una experiencia no tan alejada de la realidad actual, sobre todo después de leer el testimonio de una madre y su hija negra en Afroféminas, también en España y en la actualidad y a mis hijos les han dicho mas de una vez en el cole que son feos porque son negros. Lo de ser adoptados, una cosa es que te lo digan de pequeño y no sea una palabra ajena, supongo que ella también al ser negra y sus padres blancos y tampoco lo sería, y otra es a qué edad te das cuenta de verdad de lo que significa ser adoptado y sus implicaciones, que ya requiere un poco más de raciocinio. Sinceramente creo que a veces los padres adoptivos pecamos un poco de buenrollismo, de que esto ya no es como antes y por lo que leo por ahí, igual cuando nosotros estamos delante y los “blanqueamos” puede que no, pero en cuanto ya no estamos a su lado las situaciones que cuentan afroféminas españolas, El Chojin, Zanou o esta chica desgraciadamente son cotidianas, así que yo personalmente he decidido desterrar de mi discurso que esto ya no pasa, que ahora hay muchos más niños adoptados, que ya no son únicos, si yo interiorizo esa percepción seguro que se la transmito inconscientemente a mis hijos y el “golpe” va a ser mayor, no se si me explico. Si hasta en una sociedad como en la americana,después de tantos años de lucha no han conseguido desterrar el racismo en su día a día, no creo que la española lo destierre en menos de 20 años por arte de magia.

  4. Es curioso que muchas de las cosas de las que habla son un problema restringido a determinadas clases. O al menos tal cual ella las cuenta.
    Yo he ido a colegio e instituto públicos y es cierto que no tuve compañeros negros, pero sí gitanos, rusos, sudamericanos… Y nadie les hizo el vacío por ser “diferentes”. Tenían los mismos problemas que cualquier otro niño.
    A veces lo que algunos pueden considerar “lo mejor” (yate, golf, personal de servicio…) no enseña los mejores valores, y fomenta las miradas por encima del hombro o los juicios de valor.
    No digo que esta chica tenga una mala educación, para nada. Si no que quizás haya sufrido la falta de empatía de una sociedad que muchas veces se las da de cosmopolita y pocas veces lo es realmente.

    • Mis hijos siempre han ido a colegios donde había niños de muchos orígenes distintos, y efectivamente, nadie les ha hecho el vacío por no ser blancos; pero sí han sufrido (y sufren) racismo de distintas intensidades. Y me parece que muchas veces los padres no terminamos de ser conscientes de ello… muchas veces nuestros hijos ni siquiera nos lo cuentan. O lo asumen como normal.

      • Pues sí. Nos queda mucho por delante. Ayer vi un horrible comentario de la presentadora de televisión Mariló Montero, uno que no repetiré por ser terriblemente racista. Lo más triste es que primero causó risa y después aplausos. ¿Cuándo aprenderemos? 😦

      • Pues no sé, a veces tengo la impresión de que mucha gente solo aprende cuando les toca personalmente. Y me parece grave. Y triste…

  5. qué duro leerla, cuánta amargura detrás de sus palabras, qué pena… y qué bueno que hemos evolucionado, probablemente cuanto más rica o más pobre es la gente más asfixiante puede ser la convivencia, en distintos aspectos claro, definitivamente me quedo con la clase media, es la mía y me da mucha tranquilidad, somos los que pagamos impuestos, los que trabajamos para vivir y los que más nos abrimos al mundo, o eso me parece desde mi visión clasemediera…

    • Manuela, los pobres acosumbran a trabajar (mucho) para vivir, y pagan muchos impuestos, si se tiene en cuenta que les falta dinero (el IVA de los productos básicos, por ejemplo, no se lo quitan ni a los indigentes). Tienen relación directa con gente de todas partes, al menos donde hay inmigración, y muchas veces ellos mismos han vivido en lugares muy distintos, con lo que sus experiencias en este sentido son bastante amplias.
      Y los ricos, pues también pueden viajar mucho (de hecho, por poder, pueden más que el resto), y los hay con muchas experiencias vitales y mentalidad muy abierta.

      Ya se que lo decías medio en broma, pero el ser de “clase media” no creo que libre a nadie de muchas actitudes…

      En cuanto a la sensación que te produce el artículo, tengo la misma…

      • Totalmente de acuerdo. Yo conozco muchas familias de clase media cuyas actitudes hacia sus hijos de otras razas no se diferencian nada de las de la familia de Madame Nana…

  6. pues entonces me habré equivocado, siempre pensé que los ambientes de clase alta eran más encorsetados precisamente porque me han parecido desde fuera más cerrados, exclusivos y sobretodo pequeños, menos gente dentro porque hay muchos menos ricos que clasemedieros… pienso en los clubes de golf de los que habla Madame Nana o en los clubes elitistas de cualquier tipo, donde la mayoría de los mortales no tienen acceso, pero bueno seguramente serán clichés de mi pequeña mentalidad clasemediera efectivamente… en cuanto a la gente que menos tiene, es verdad que trabajan más y cobran menos y encima pueden exigir menos, ahí me he lucido, y efectivamente pueden venir de otros lugares y ser mucho más abiertos, está claro que mis clichés me han traicionado y me he puesto en plan clasista justo lo contrario de lo que pretendía, pero gracias por hacérmelo ver…

    • Yo creo que nadie escoge en qué clase social vive… pero sí qué actitud tiene ante la vida. Y lo importante es esto, vengas del medio del que vengas. Al final, como decía Claudio Cipolla, hay la misma proporción de imbéciles en cualquier colectivo… incluidos los premios Nobel.

      • Pues yo creo que crecer en una familia pudiente igual le facilitó muchas cosas aunque ella se sintiese extraña porque como ella dice los únicos negros que conocía eran empleadas del servicio domestico, es que además no habían muchas personas negras hace veintiún tos años. Y ahora, aún cuando las hay,
        ,es dificil verlas en.buenos trabajos. Tendrán que pasar años hasta que eso suceda.Así que algunas cosas no han
        cambiado tanto…
        Lo que está claro es que el dinero y la posición siempre abren puertas, sea del color que seas.

        El dinero y la posición siempre abren puertas.

      • Puede ser. Aunque luego hay que querer cruzarlas…

  7. Perdón por la repetición.
    Sólo añadir que admiro tu talante y capacidad para dialogar, muchas tendrian qie tomar ejemplo, con la que se lio en el foro…

  8. ¡Y DALE MANOLO AL TORNO!….Mirad he reeditado mi artículo, con especial dedicación a todas las pesadas y obsesivas que se empeñan en psicoanalizarme…que no va por ahí el tema! Dejadlo en serio, no os aporta nada haceros películas sobre mi. Leed con atención y olvidaros de buscarle 3 pies al gato. He emigrado a WP. Espero que os guste mi nuevo alojamiento. 🙂
    https://afropolita.wordpress.com/2014/11/25/padresblancosbuscan/

  9. He tenido un debate bastante controvertido con esta chica en su pàgina de Facebook, no en el grupo que se cita, a propósito de su última entrada. Y mi conclusión es que està a la defensiva con los padres adoptivos. Su nueva web panafricanista pues màs de los mismo. Me interesan mucho las experiencias personales de los adultos adoptados transracialmente, es positivo que nos fuercen a hacer autocrítica como padres blancos de niños negros con todo lo que eso conlleva. Pero la experiencia de esta chica es eso, su experiencia, valioso testimonio por sí mismo, pero no sienta cátedra como ella parece pretender. Crítica poniendo verde a blogs de padres adoptivos que analizan su experiencia,incluso cita este mismo diciendo que le da pena que existan espacios así que toman a sus hijos como objeto de estudio, mientras ella se dedica a hacer lo mismo.
    Mete a todos los padres adoptivos en 3 estereotipos porque según ella esas 3 definiciones de padres (por pena o solidaridad, por moda y por egoísmo para no quedarse solos) son los que màs abundan en el mercado de la adopción.
    Por otra parte, siendo mitad blanca y mitad negra, reniega de su parte blanca pero se llena la boca hablando de orígenes y autoaceptación, lo que me parece bastante contradictorio. Se define panafricanista y afropolita cuando su realidad es que se ha criado en España, en una familia blanca de clase social alta totalmente desconectada de los problemas reales de los africanos. Evidentemente, cada uno puede considerarse lo que quiera o lo que se sienta, pero el black power debería ser un sentimiento reivindicativo del orgullo negro, no como instrumento contra los blancos.
    Yo me he sentido personalmente atavada en su Facebook cuando mi primer comentario ha sido de lo màs educado, pero en cuanto he hecho una crítica, creo que constructiva, ha saltado la falta de empatía y de debate, puesto que esta chica ya tiene su idea de los adoptantes blancos y por tanto no puedo debatir amigablemente con quien me dice, en el anàlisis màs simplista que he leído en mi vida, que he comprado un niño en un mercado y que soy una blanca mala malota…

    • Con todos mis respetos Emma pienso que no has entendido nada, ni quieres claro……. no por haberse criado en una familia blanca, automaticamente se tiene que sentir blanca, muy al contrario, cuando se empieza a tener uso de razón, se amplía la mente y se acerca a su verdadero origen, es cuando realmente decide quien es, ella no pone verde a los padres, ni mucho menos, yo no interpreto esto, pero explica que sintio, como se sintió y como se siente, en ningún sitio leí que fuese mitad blanca, pero aunque así fuera, te garantizo que su mitad blanca en ningún caso la obligará a sentirse blanca, ¿porque se tiene que sentir blanca o negra? conozco muchos mulatos (hijos de blancos y negros), que habiendose criado en España, se sienten negros ¿es eso un problema? no le veo y el problema por ningún sitio,
      Que una persona se críe desconectada de su lugar de origen, no significa nunca que ese origen no esté presente en su vida, su piel, su pelo, sus genes……., porque al contrario de lo que piensa la gente, la genetica tira, aunque a veces muchos adoptados(conozco unos cuantos adultos), para quedar bien con sus adoptivos y con la sociedad digan que la genetica no es importante, pero si que lo es, me hace gracia lo del black power…….. eso pasó de moda hace mucho, de verdad, menos todavía de esgrimirlo contra los blancos, sobre todo porque en España los negros son minoría.

      Creo que debería reflexionar y reciclar algunas ideas que expresadas tal y como las escribes, pareces racista, eso que has escrito espero que no se lo inculques a tus hijos, pues no los podrás obligar en el futuro a ahoguen su origen africano.

    • Madame Nana dijo:

      està a la defensiva con los padres adoptivos. (te confundes, y mucho. déjalo, en serio. no das una….)

      Su nueva web panafricanista pues màs de los mismo. (no tengo ninguna web. simplemente he emigrado a word press por temas motivos funcionales)

      valioso testimonio por sí mismo, pero no sienta cátedra como ella parece pretender. (no “pretendo” nada. te vuelves a confundir…en serio: dejalo. no aciertas.

      “poniendo verde a blogs de padres adoptivos que analizan su experiencia,incluso cita este mismo diciendo que le da pena que existan espacios así que toman a sus hijos como objeto de estudio, mientras ella se dedica a hacer lo mismo”

      A este punto, me planteo muchas cosas:
      1¿quién demonios eres TÚ?
      2. un blog se expone a críticas, al igual que el mio.
      3.si. a mi no me gustaría que mi madre se pasara la vida rallada sobre si ha hecho bien, si ha hecho mal, si lo hace bien, si no lo hace bien…)
      4.¿HAGO LO MISMO?¿Has leido un artículo sobre mis hijos?
      5.¿estoy constantemente yo explicando de qué color es su piel o si los he tenido yo o los he adoptado?
      si los 3 “modelos” no te cuadran, expón los tuyos. no todo lo que leemos nos cuadra, pero no por eso me tienes que psicoanalizar Emma…no es lo tuyo.

      Esto es grande: “siendo mitad blanca y mitad negra, reniega de su parte blanca pero se llena la boca hablando de orígenes y autoaceptación, lo que me parece bastante contradictorio. Se define panafricanista y afropolita cuando su realidad es que se ha criado en España, en una familia blanca de clase social alta totalmente desconectada de los problemas reales de los africanos.”
      Mira, mujer fantasiosa: la primera vez que he ido a Africa (no, no te interesa a qué paises) es por trabajo relacionado con mi padre. Soy consciente de la realidad de Africa mas de lo que crees, ya que ambos mi padre y mi marido trabajan a diario con empresarios de allá y viajamos cada año. los problemas de Africa, no son sociales: no tienes ni idea. Son de otro nivel.

      “Evidentemente, cada uno puede considerarse lo que quiera o lo que se sienta, pero el black power debería ser un sentimiento reivindicativo del orgullo negro, no como instrumento contra los blancos.” emma, mis padres conocen mis tendencias ideológicas y están muy contentos de mi determinación, de cómo he desarrollado mis capacidades y del rumbo de mi vida. te diría algo feo, pero prefiero seguir desmontando ese personaje que has intentado hacer a partir de mis palabras.

      “Yo me he sentido personalmente atavada en su Facebook cuando mi primer comentario ha sido de lo màs educado, pero en cuanto he hecho una crítica, creo que constructiva, ha saltado la falta de empatía y de debate, puesto que esta chica ya tiene su idea de los adoptantes blancos y por tanto no puedo debatir amigablemente con quien me dice, en el anàlisis màs simplista que he leído en mi vida, que he comprado un niño en un mercado y que soy una blanca mala malota…”
      En una palabra: SUSCEPTIBILIDAD. en otra palabra INSEGURIDAD. en otra mas, CULPABILIDAD.

      Si tienes hijos negros, dedícate a ser su madre sin pensar tanto en qué color son. Pero prepárate un plan de acción, porque un día, empezaran a hacer preguntas. pasarán cosas. En lugar de dedicarte a “conversar” conmigo sobre la identidad negra, la historia negra, Africa o cualquier otra cosa relacionada y positiva, tu sola decides tirarte a un fango pegajoso mientras que yo te he invitado a las piscina…

    • Yo me quedo con lo que me interesa, me aporta, me enriquece… y no me doy por aludida con lo que creo que no va conmigo (tengo clarísimo que no he adoptado ni por pena, ni por solidaridad, ni por moda, ni por no quedarme sola… así que asumo que se referirá a “otros” adoptantes). Y no tengo ninguna duda de que tú tampoco estás en ninguno de estos grupos.

      Lo de la identidad de las personas mestizas me parece curioso, interesante también, como la parte negra siempre parece pesar infinitamente más que la blanca. ¿Será por la mirada de los otros, que indefectiblemente les etiquetan como “negros” aunque el 50% de sus genes sean blancos?

      • Madame Nana dijo:

        Totalmente cierto Madre, y lo gracioso es que en Africa somos “blancos”. (o en entornos Africanos) y no por el color, si no por haber crecido en europa o “entre bancos”. 🙂

      • Me parece muy interesante. Me encantará leer una entrada al respecto, si la haces!!

      • Hay una señora que trabaja aquí al lado (unos 60 años), que es de padre negro y madre blanca. Y me explicaba que ella siempre se ha sentido negra. Que era como si tuviera inclinación a reforzar a la parte más débil.
        Me pareció curioso.
        El caso es que ella no ha tenido una vida fácil, según me contaba, sobretodo de pequeña. Está casada con un señor riojano (saco pecho!) desde hace casi 40 años. Tiene tres hijos y es abuela de cinco niños.
        Me contaba que su mayor ilusión era que alguno de sus nietos fuera negro, que hubiera salido con más genes de ella que de la otra parte. Y que los que no sólo no ha sido así, sino que encima, son rubios! jajajajaja
        Y no puedo evitar preguntarme, sabiendo lo difícil que es para un niño diferente crecer aquí, porqué su ilusión no ha sido precisamente tener lo que tiene, unos nietos rubios, blanquísimos que pasan absolutamente desapercibidos.

      • BUeno… ¿Quizás porque está orgullosa de ser quién es, de su herencia, de sus luchas? ¿No quieren muchas mujeres tener hijas a pesar de saber que lo van a tener más difícil en un mundo patriarcal?

      • Pues no lo sé… es una pregunta que no me atrevo a hacerle. Pero cuando hablamos de mis hijos, de los problemas que pueden tener, ella me cuenta cosas de “su época” (tal cual lo dice) y me anima, diciéndome que ahora las cosas no son como antes. Uno de sus hermanos (al que conozco también) es mucho más “negro” que ella. Y me explica las dificultades que tuvo él para encontrar trabajo, por ejemplo. Y ya te digo que no puedo evitar sorprenderme, teniendo las malas experiencias que han tenido ellos, desee que sus descendientes tengan más parte negra que blanca. ¿No te sorprendería a ti?

      • No… entiendo que te sientas orgulloso de lo que eres, a pesar de las dificultades que eso implica… Yo no renunciaría a lo que soy aunque esto me hiciera una vida más fácil… Imagino que va por ahí…

      • Pensaba… Seguramente como a muchos les sorprende que hayamos adoptado niños negros y no blancos, ¿no?

  10. Si me permiten, voy a dejar el mismo comentario que he dejado en el blog de Madame Nana, creo que es justo que si hablo de esto allí lo haga aquí, espero que lo permitan, gracias.

    Escribí:

    Totalmente identificada contigo, completamente de acuerdo y creo sinceramente que te has quedado corta……….

    Gracias por escribir este texto, espero que muchos padres adoptivos tomen buena nota, sobre todo porque no hace falta salir fuera de España para adoptar, hay muchiiiiiiiiiiiiiiiisimos niños adoptables de todas las edades, pero claro…… la preferencia es cuanto menos edad mejor. Me gustaría saber también como es posible que si una mujer tiene el sentido maternal tan desarrollado y opta por la adopción, no se plantea primero y antes de salir fuera, el ser una madre de acogida, esos niños que necesitan una madre no creo que les importe mucho si llevan o no el apellido de la casa donde va a vivir, por otro lado para dar amor, cariño, enseñar, compartir, vivir y sentirse gratificados por ello no es necesario adoptar.

    Claro que todas esas madres tan estupendas y maravillosas no se ven adoptando o siendo madres de acogida de un crío de ocho o nueve años o doce……… o quince, es una pena que la adopción al final tenga que ser algo parecido a una propiedad, o con mi apellido o nada………. mientras tanto el desarraigo hace mella en el espíritu infantil, porque la inmensa mayoría de los hijos transraciales no comentan sus sentimientos e inquietudes a sus padres adoptivos, sobre todo cuando se vuelven obsesivos, mejor pasar y que se crean lo felices que somos siempre, siempre.

    A los hijos de madre o padre blanco y la otra parte negra, les pasa algo parecido algunas veces fuera del ámbito familiar, la única diferencia es que ellos si que tienen la referencia paterna o materna de la otra raza y la familia extensa (si no se han separado), incluso si se han separado las referencia de paisano y familia extensa suelen estar presente si es una madre normal que cuida el otro cincuenta por ciento de sus hijos, pero en el colegio, etc….. la vida suele ser bastante dura, antes y ahora, estas cosas solo las puede imaginar e incluso sentir alguien que lo haya vivido.

    España siempre ha sido y es hoy día un país racista, con la crisis ha aumentado, y eso que teníamos colonias fuera de la península, Guinea Ecuatorial, y el Sahara, que mas que menos había una parte de la sociedad que se había acostumbrado al color negro de las personas por vivir en las colonias, claro que allí también había un racismo encubierto y los autóctonos eran básicamente de segunda categoría, con todo esto quiero decir que los que piensen en rosa porque es políticamente correcto decir que ya no hay racismo y que no somos racista mienten como bellacos.

    Hace poco encontré farfullando a un matrimonio, hablaban entre ellos y se les unió otra persona, yo no los conozco de nada, pero estaba esperando el bus al lado y escuché toda la conversación, estaban muy preocupados porque su hija se había enamorado de un negro y no sabían como hacerle ver que se iba a arruinar la vida, que no iba a salir bien, que habiendo tantos chicos tan bien parecidos y mas normales aquí pues que no les importaría si fuese peón albañil, bueno……….. no les cuento toda la conversación porque aburre, pero es lo típico, no somos racista hasta que toca.

    Tengo una amiga blanca, que ha dejado de ser blanca, así de repente, a veces nos reímos de esto, la risa nos entra porque mientras va sola a los sitios, por ejemplo alquilar una vivienda, comprar un coche, muebles………… no pasa nada, todo bien hasta que se une el marido, negro por supuesto, ahí empiezan si no las pegas abiertamente si los interrogatorios para asegurarse que tienen dinero, no es un inmigrante……. locuras, también a veces cuando su marido ha ido a algún sitio y le han puesto algunos inconvenientes, ella ha ido detrás sola y para lo mismo inconvenientes ninguno, para gente que ella conoce nueva de repente, ya sea en el trabajo o en clase, todo normal hasta que se enteran que su marido es negro, ya sea porque la ven con él o porque saluda a algún paisano………. la cosa cambia, ya no es fulanita, pasa a ser “la que su marido es de color” incluso la empiezan a tratar distinto, tan distinto que preguntas indiscretas que antes no se les ocurría a nadie hacer……… pues empiezan a hacerlas, preguntas de lo mas incómodo.

    Por cierto y para terminar, no se que empeño tiene todo el mundo en disfrazar las etnias, las procedencias y la mas o menos melanina que tenemos todos, cuando dicen “de color” automáticamente pregunto ¿de que color……..? “moreno” “ah! contesto, moreno de playa?? “no mujer, negro” esta es una de las perrogrulladas de conversación, hay mas variantes, siempre pregunto lo mismo a la gente que discrimina elegantemente con “de color”, ¿cuando hablas de otros blancos como los llamas? porque cuando uno ser refiere a un tercero creo que lo normal es llamar a las personas por su nombre, no creo que nadie que hable de un blanco diga de color ¿verdad? creo si no me equivoco, que si a un blanco en África lo llamaran blanquito o blanco en el mismo tono que aquí se dice “de color” poco les gustaría, mejor directo y al grano, si es negro pues negro, si es verde pues verde ¿porque “de color”? me encantaría encontrar a alguien que me de una explicación coherente sobre esto, y no me vale que me digan que en EEUU dicen esto, porque es mentira, allí lo que molesta es el tono racista cuando se pronuncia black y lo que acompaña, que estoy harta de ir a NY y se de lo que hablo.

    Saludos.

    • Gracias por tu testimonio, es una aportación muy enriquecedora. De muchos de los temas que propones hemos hablado en el blog… en cuanto a la adopción nacional, por desgracia, no está tan fácil, en muchas comunidades autónomas está cerrada o los plazos son tan largos que se hace prácticamente imposible… y la acogida es un proceso de formar familia muy distinto, para la que no todo el mundo está preparado… esto y las facilidades que en los últimos años ha habido para adoptar en el extranjero explican el auge de la Adopción Internacional, creo yo, más que las preferencias de los padres y madres (no creo que nadie tuviera problema en adoptar en nacional si esto fuera viable).

    • Me ha encantado tu aportación, estoy de acuerdo con lo que comentas. La acogida es otra historia cómo bien dice Eugenia. Puedes tener en acogida a un@ niñ@ te vinculas y cuando menos te esperas es asignado en adopción a una familia, si esta acogida volviera a su familia biológica porque estan rehabilitados o ya son aptos para estar reagrupados creo que sería una alegría para todas las partes, pero si se va en adopción…. debe doler dejar de tener contacto con esa personita. Yo fuí familia de acogida quirúrgica, sabía que eran los meses durante operaban a esa niña, con nosotros también vivía su madre y para toda la familia fué una gran experiencia. Con la acogida sabes que hay fecha de caducidad y cuando se quiere ser madre, la acogida no es una opción. Otro tema es que puedes ser familia adoptiva y aparte tener en acogida cuando lo consideras, pero la vinculación es totalmente diferente porque sabes que no es para siempre.

    • Eva, yo habría adoptado en España de haber tantos niños como tu dices. Y lo habría hecho, independientemente de su color, edad (que debes saber que los psicólogos del CI son los que te indican qué edad debe tener el niño), etnia, raza, cultura o lo que sea. Y lo habría hecho con mucho gusto, porque tengo pánico a volar!
      Pero aquí es muchas veces inviable. Hay muchos niños, si, pero adoptables pocos. Y ya te digo que no tiene que ver con la edad.
      Además, hay algo que a mi me hace cagar de miedo, y es que durante tres años ese niño no es del todo “tuyo”. Hay un contrato que dice que tienes un contrato de adopción en pre-acogida.
      Sé de gente a la que después de pasar mucho tiempo con el niño, les han comunicado que ha aparecido tal o cual familiar y les han hecho renunciar a ellos. Y digo renunciar, porque aunque han estado con ellos sintiéndolos como sus hijos, siendo sus padres, durante más o menos tiempo, después no pueden volver a tener ningún contacto con el menor… te lo imaginas?
      Así que ahí tienes parte de explicación de porqué hay adopción internacional. Y porqué algunos, como es mi caso, nos limitamos a buscar países en los que cumplimos requisitos y elegir uno, dándonos igual el color que vaya a tener, la edad, o el sexo.

  11. Mmm, las experiencias de esta mujer son validas como las de cualquier otro (incluidos padres adoptivos blancos de niños negros), sin embargo la manera de expresarlas les quita valor. Como yo no puedo opinar que clase de persona es ella sin conocerla, ella tampoco tiene fundamentos para concluir que las razones por las que Angelina Jollie adopto a sus hijos es para usarlos de accesorios.
    Referise a una persona como “ex-adicta”, “lesbiana” esta en la misma categoria que definir a alguien como “negra” y si bien estos adjetivos en si no son discriminatorios la manera de usarlos si lo es. Y no me creo que no ha querido usarlos despectivamente…
    Si queremos ser respetados, primero debemos respetar.
    Ademas parece que la unica madre adoptiva decente es su madre y el resto somos todos egoistas, ladrones de niños, etc.
    A mi entender, una vision muy estrecha de la vida.

    • Estoy de acuerdo. Es la misma discusión sobre si la palabra “negro” es ofensiva o no… pues depende de cómo se use. Mi hijo, cuando se refieren a él, no tiene ninguna duda… A mí tampoco me pareció que hubiera duda en este caso.

    • yo he leido el texto y no me parece en ningún momento que al categorizar así a las madres adoptivas, en tres tipos, ni nos esté insultando a todas ni opine que solo su madre es la buena. En cuanto a Angelina, es un personaje público ya lo dice la propia palabra personaje y ella misma ha publicado esas cosas.Si nos rasgamos las vestiduras con eso, no entiendo las ventas de todas las revistas del corazón que aunque sea en la peluquería yo también ojeo, porque se basan todas en juicios de valor sobre los personajes públicos, que si el Paquirrín, la pantoja… y si quiero poner un ejemplo a mis hijos de adicto con la vida arruinada les hablo de Mackulay Culking o River Phoenix y la verdad, es que si quiero hablar de los privilegios de los famosos a la hora de adoptar pues hablo de Angelina y de Madonna, que llegaron a los orfanatos cuando estaban haciendo una peli o de visita privada y dijeron, quiero adoptar a este en concreto, cuando nosotros eso no podemos hacerlo (ni creo que sea ético tampoco).

  12. Bueno, ella ofrece su visión sobre el tema adoptivo, tan respetable como las demás. Se puede coger la parte en la que se esté de acuerdo- si se está de acuerdo en algo- y pasar del resto, pero no entiendo las reacciones tan furibundas – y algunas despreciativas- que esta mujer suscita. Por lo demás- además de que es muy libre de sentirse lo que quiera- no es raro que se sienta negra, eso les pasa a la mayoria, pues aunque sean medio negros o medio blancos, la gente les ve como negros, vease el caso de Obama que encima es negro “light”. Y no es raro que busque los referentes que le han faltado en su vida y que le hagan sentirse orgullosa de sus origenes.
    Que sabemos nosotros de como se sentiran nuestros hijos cuando crezcan…Lo que esta bastante claro es que nos van a decir cosas que no nos van a gustar.
    En referencia al mercado de la adopcion, que tanto hiere a muchas susceptibilidades, es evidente que hay un mercado de la adopcion internacional, y que es bastante lucrativo.La comercialización de niños, los márgenes de ganancia, crean un mercado donde antes no exisitia.
    Nuestros hijos e hijas – a excepcion de aquellos con minusvalias o de edad poco deseable y eso hablando de orfanatos donde admiten estos niños – no hubiesen crecido en orfanatos , se hubiesen quedado en sus casas si no hubiesen habido buscadores de niños, o les hubiese adoptado otra familia de la larga cola de solicitudes.
    Eso no quita de que como en todas partes, haya niños y niñas necesitados de familias porque sus familias no quieran o no puedan cuidarles por motivos x, que nunca deberian ser solamente el motivo pobreza.
    Lo que se nos escapa totalmente de las manos a los padres adoptivos es como y porque han llegado nuestros hijos al orfanato- el proceso en el pais- eso solo lo saben los responsables, y esta claro que existen muchos numeros de que no nos digan la verdad. Y la mentira empieza muchas veces en las ecais , que nos mienten sobre el numero de niños huerfanos. Y no solo en ellas, porque al fin y al cabo dependen de los intermediarios del país, que también ven a los niños como un negocio. Por eso el proceso – ni por libre ni por atado- ofrece garantias absolutas de veracidad.

    De hecho cuando las adopciones se desbordan en numero considerable , los gobiernos suelen acabar por intervenir y frenan o interrumpen los procesos de adopcion ( Etiopia, China, Mali, Guatemala, etcetc)

  13. Madame Nana dijo:

    Madre De Marte, si no me apruebas los comentarios, tendrás que quitar mi texto. Además, el link que has puesto en el texto y en tu sidebar ya no son validos. Gracias.

    • ¿Qué comentario no he aprobado? No sé a qué te refieres, francamente.

      • Madame Nana dijo:

        Hola! Uno que hice loggeada desde twitter. Pero al ver que estos no te llegan, he entendido que no es cosa tuya. 🙂 No problem!

      • Pues no tengo nada en spam… en general los comentarios los apruebo todos menos el spam o los que insultan (a mí o a otras personas). Cuánto más alejados de mi opinión, más interesantes me suelen parecer,…

  14. Madame Nana dijo:

    ¡Y DALE MANOLO AL TORNO!….Mirad he reeditado mi artículo, con especial dedicación a todas las pesadas y obsesivas que se empeñan en psicoanalizarme…que no va por ahí el tema! Dejadlo en serio, no os aporta nada haceros películas sobre mi. Leed con atención y olvidaros de buscarle 3 pies al gato. He emigrado a WP. Espero que os guste mi nuevo alojamiento. 🙂
    https://afropolita.wordpress.com/2014/11/25/padresblancosbuscan/

  15. A Madame Nana:
    Has entrado en el mundo bloguero como elefante en cacharrería, polemizando para llamar la atención. Y te expones a las críticas. Si sabías que el grupo de Facebook en que se rebatieron tus argumentos estaba formado por padres adoptivos, y a la vez tu opinión sobre èstos se reduce a incluírnos en tres grupos (adoptan por solidaridad, adoptan por moda o monoparentales que adoptan para no quedarse solos) ¿por qué motivo entras en este tipo de grupos y pàginas? ¿Qué pensabas que iban a decirte estos padres cuando los has atacado directamente generalizando de una manera absurda en tus post? No soy susceptible ni me doy por aludida, por muchas mayúsculas que utilices para escribir estos términos. Simplemente he intentado explicarte que existen otras motivaciones para la adopción transracialmente, y nunca he negado que vayan a existir conflictos. Y desde luego no me siento culpable por nada.
    Insisto en que eres mitad blanca y mitad negra, por tanto tú puedes definirte como quieras, pero no puedes negar que concedes màs peso a tu negritud, eso tendrà una explicación, pero como dices, no me dedico al psicoanálisis, así que me reservo mi opinión.
    Tu última frase” dedícate a educar a tu hijo sin preocuparte por su color” es totalmente contradictoria (además de intentar atacar mi papel como madre, pero no voy a caer), pues el color de mi hija denota su procedencia y ésta sí me preocupa y hace que me interese por su origen africano y sus peculiaridades como afrodescendiente y como adoptada. No sé si crees que nos hemos caído de un guindo, o que no nos informamos, compartimos y buscamos referentes, pero los padres adoptivos sabemos que nuestros hijos haràn preguntas, de hecho ya las hacen desde muy pequeños y les motivamos y animamos a que lo hagan? Para unas tendremos respuestas y para otras no. Por eso me gusta compartir opiniones constructivas y las tuyas no lo son, son destructivas. Yo sí he intentado conversar contigo y a cambio no he recibido màs que SOBERBIA, ya que tú tienes tus propia opinión formada sobre los blancos que adoptamos niños negros y no te interesa que te desmonten tu teoría, teoría sobre la que has basado tu blog y sin ésta tus post perderían sentido.
    Sin màs, me despido deseàndote lo mejor y me declaro no seguidora de tu blog, ya que vuelvo a repetir, me interesan las personas no sólo reflexivas , sino tambièn empàticas con los demàs y que buscan el entendimiento, que no recurren a los insultos ni a los prejuicios, y en tu caso eso no lo encuentro.
    Madre de Marte, disculpa por usar tu sitio para estos menesteres tan desagradables. Un saludo.

    • No tienes que disculparte, aunque el debate sea “intenso”, espero que todos los que os leamos podamos aprender cosas de lo que decís…

    • Madame Nana dijo:

      Emma, no he “entrado” al mundoi bloguero. Escribo hace años y con pseudonimo en otras publicaciones, incluyendo alguna extranjera. Al grupo me invitaron y yo entré con mi curiosidad sobre los papás que adoptan. Acabo de estar con mi madre leyendo todo esto, charlando con ella y no entiende por qué te empeñas en ver odio y todo eso que ves. Soy una persona muy feliz y las cosas que cuento de mi infancia son anécdotas que pueden verse tristes o cómicas, según sea tu sentido del humor. (mi madre se rie mucho con mi madera de escribir). Y de parte de mi madre: no seas tan negativa! Emma: mi blog no está dedicado a la adopción ni a nada parecido. PADRES BLANCOS BUSCAN es un artículo más entre tantos. si no quieres leer mi blog TU TE LO PIERDES! Nadie te ha atacado. 🙂 Me da pena perder una lectora, pero bueo, tengo miles mas…que tampoco piensan como yo, pero no se lo toman como ataque.Un abrazo y no tomes el mundo virtual “personal”. (PD. Nunca pensé que mamás adoptantes leerían eso, mas bien hijos adoptados como yo)

      • Hay muchas madres adoptantes muy interesadas en lo que contais los adoptados adultos, y en mi caso, el tuyo es prácticamente el primer testimonio que he leído de una adulta transracial española. Como he dicho en más de una ocasión, me parece impagable. Y sé seguro que a Emma también, a pesar de las diferencias (que creo que son más “de comunicación” que de fondo).

      • (Y espero que muchos padres adoptantes también!!)

  16. Pues yo como madre adoptante no me he sentido atacada en ningún momento, en los debates lo normal es clasificar a las personas en grupos,como una forma de debatir, sin que nadie se sienta personalizado, en la entrada anterior hablabamos de ESOS niños y de los OTROS, ya estamos categorizando también para hablar de situaciones cuando la realidad es que cada niño individualmente no se puede definir en ninguna de las dos categorías como tal. Son recursos del debate y el lenguaje. Yo he leido la entrada sin haber estado en ningún foro y hasta lo de Angelina me parece correcto en el contexto, para remarcar, y con razón, que es un pelín dificil que te den un CI con esos antecedentes o que adoptes en Africa declarandote abiertamente lesbiana (aun recuerdo en los foros una familia que le habían denegado el CI porque habían comentado que ella tenía un hermano toxicómano y los evaluadores lo consideraban un problema, cuando ni vivia en casa y lo que tenía es que haberse quedado callada).

    Voy a tirar una piedra contra mi propio tejado, el de las madres(y padres) adoptivos, hasta ahora nosotros hemos dominado el mundo de los foros de adopción, nosotros estudiamos, nos cuestionamos, hablamos de lo que sienten nuestros hijos, lo analizamos y ya podemos irnos preparando porque nuestros hijos harán lo mismo en este mundo hiperconectado y vamos a leer muchos más escritos como este, y ya podemos empezar a tranquilizarnos y no matar al mensajero, sino debatir con tranquilidad. Hasta ahora los debates-problemas que percibimos en los foros de personas adoptadas están más relacionadas con el ocultamiento de la adopción y lo que eso supone y nosotros nos podemos escudar en que esta no es la realidad de nuestras adopciones, que pertenecen al pasado. Nuestros hijos crecen y Madame Nana ha sido de las primeras de esta generación de adoptados transraciales, por eso es de las primeras que podemos leer este tipo de opiniones a las que no estamos acostumbrados, pero estadísticamente no será la ultima y no veo descabellado que mis hijos se planteen las mismas cosas que ella y que hayan vivido situaciones bastante parecidas, las hayan sentido así, y de mayores las expresen bastante parecido a ella, aunque yo me considere en el grupo de madres que adoptó porque quería tener un hijo y nada más, será su opinión y tengo que respetarla.

    Madame Nana, entiendo tu enfado pero espero que podamos seguir tratando estos temas con tranquilidad, tengo claro que cuando se cuenta una experiencia negativa, no quiere decir que uno haya tenido una mala infancia ni problemas de aceptación ni nada por el estilo. Solo estamos hablando de esa experiencia concreta y no juzgando una vida, al menos yo no. Creo que todos podemos contar experiencias negativas de nuestra infancia, yo la primera y tener una infancia feliz, una cosa no está reñida con la otra. Aunque igual hacemos menos ruido, te aseguro que padres adoptivos que conozco han leido lo que has escrito y tampoco se han sentido atacados y nos ha dado pie a hablar de muchas cosas interesantes que nos van a servir para el futuro y seguro que a mis hijos también cuando sean mayores y se encuentren con tu blog.

    • Si leeis en inglés, se pueden encontrar en la blogosfera muchos testimonios de adoptados transraciales adultos (la mayoría americanos, o al menos los que yo conozco) que hacen que no nos sorprenda lo que ha escrito Madame Nana. ALgunos de ellos los he traducido y publicado aquí… Y seguiré haciéndole siempre que me parezca interesante su contenido, algo de lo que podamos aprender: incluso aunque no nos guste.

  17. En Surafrica pueden adoptar parejas gays, en Mali nadie te pregunta por tus gustos en la cama a la hora de adoptar (por poner dos paises); seguimos metiendo a todo el continente en un mismo saco. Yo tampoco me he sentido atacada en ningun momento, sencillamente me parece que tiene un profundo desconocimiento del tema, nada mas. Muchos exitos con tu blog, ya sabemos todos que te has mudado.

    • Creo que en Brasil también se acepta la adopción homoparental; en otros países, no te preguntan a la hora de adoptar, pero no permiten la adopción a parejas del mismo sexo (igual asumen que todos los monoparentales son heterosexuales, no lo sé; o igual no lo asumen y ahí está la razón de que muchos países vayan cerrando la opción de la adopción monoparental).

    • Madame Nana dijo:

      Hola Pilar. Me alegro de saberlo. Gracias al menos por explicar lo de los paises! por fin podemos nutrirnos de un debate en lugar de pelear. Me he mudado porque “squarespace” (para las que teneis blog) me regaló un tiempo de alojamiento y no me ha gustado nada. Por mi trabajo, llevo temas de gestion de imagen corporativa. Worpress una plataforma muy funcional y he preferido seguir aquí con mi blog personal por que es mi proveedor de otros muchos sitios que dependen de mi empresa. 🙂

    • Pilar, en Malí nadie te pregunta… si eres mujer. Pero a hombres no dejan adoptar.

      • En Etiopía tampoco preguntaban, aunque yo estoy convencida de que tras el cierre a la adopción monoparental está el ser conscientes de que un porcentaje de los monoparentales (también mujeres solo) eran homosexuales.

  18. Bien, Eva, yo tambiėn dejo el comentario que escribí en la web de Madame Nana, creo que es lo justo.

    Emma 25 noviembre, 2014 en 9:26 pm
    Soy madre de una niña negra adoptada en Malí. Estuve tres meses en el orfanato mientras se ultimaban los tràmites de adopción y por desgracia pude ver bastantes niños abandonados, por muy dura que suene este término, en muy diversas circunstancias. La adopción internacional debería ser la última opción, soy muy crítica con ese tema. Pero prefiero que mi hija hoy en día tenga una familia fuera de su país de origen y no que se hubiera quedado allí en un orfanato de por vida, por mucho que de esa manera hubiera podido vivir en su país de nacimiento, conservar su lengua materna y su cultura de origen. Creo que es màs importante vivir en familia, aunque también preferiría que hubiera podido vivir con la suya biológica. Pero ella no tuvo opción. Mi hija tiene 3 años y es muy consciente de su historia, de dónde viene y que tiene otra madre africana, de que es negra y que tiene que estar orgullosa de quien es, de cómo es y de dónde procede. Soy consciente de que hay racismo e intentó imaginar cómo se sentirà cuando la insulten por su color de piel, por ser diferente; los conflictos de identidad que tendrà por ser adoptada y ser negra hija de blancos, la única negra de la familia,sin referentes físicos familiares. Pero para eso intentamos dar recursos, proporcionar referentes y sobre todo criar a nuestra hija como negra, y siendo muy consciente de su origen africano.
    Lo único que me molesta de tu artículo es que creas que todos los adoptantes son iguales y nuestras motivaciones las mismas, según afirmas son superficiales. Te diré que ser padre adoptivo supone un plus muy grande, no es fàcil ser blanco y educar a un niño negro por todo lo anterior que he comentado. Yo por mi hija doy la vida, pero también sé que el amor no es suficiente y debo dar màs de mí misma para y por mi hija y sólo espero que sea feliz dentro de las difíciles circunstancias que le han tocado vivir.
    No hay ninguna frivolidad en ello, créeme.

    Como ves mi mensaje era bastante conciliador y en absoluto atacante. Es más, dejé claro que estoy absolutamente de acuerdo con sus planteamientos menos en el caso de su visión de los padres adoptivos, que es totalmente sesgada. Yo soy madre adoptiva y por tanto hago mi aportación como tal con la intención de sumar, no de restar. La respuesta de Madame Nana, que puedes leer en su Facebook, fue que por favor escogiese el grupo de padres adoptivos de los que ella había descrito en los que encajaba mejor, y bueno, el resto es un cúmulo de despropósitos. Ahora pienso que quizà le he concedido demasiada importancia a una opinión que sólo es eso, una opinión personal.
    Soy perfectamente consciente de que nuestros hijos adoptados transracialmente haràn esa serie de reflexiones, de qué hay un mercado de la adopción y de que muchos padres adoptivos tienen motivaciones equivocadas para adoptar y crían a sus hijos negros sin prepararlos para lo que les espera y sin contacto tanto con sus orígenes culturales como biológicos. No es mi caso, aunque no voy a justificarme.
    Sobre la adopción y el acogimiento en España hay mucho que hablar, daría para otro debate, pero matizo que en España también se adoptan y acogen niños negros mediante adopción/acogimiento nacional. Ser negro no es incompatible con ser español, afortunadamente.
    Me alegra que cada vez màs adoptados adultos se expresen en libertad, pero me gustaría ver un punto de respeto a todos los integrantes de la tríada adoptiva. Afortunadamente Madame Nana no es la única ni la primera que expone su experiencia personal en blogs y foros, en Facebook hay ya un grupo de adultos adoptados negros, mayoritariamente catalanes, madrileños y gallegos, que han dejado atràs hace poco su adolescencia y pueden expresarse sobre adopción con la libertad que da la mayoría de edad. Esto me parece muy enriquecedor.
    Por otra parte, acepto las críticas pero desde el respeto, como madre adoptiva que no se siente en absoluto identificada con esos tres supuestos inamovibles en que Madame Nana encasilla a los adoptantes, me hubiera gustado que ella también admitiera que hay otro tipo de padres que hemos tenido otras motivaciones para adoptar, que somos conscientes del origen de nuestros hijos negros, que fomentamos el contacto con su cultura de origen y sus orígenes biológicos siempre que es posible, que buscamos referentes para nuestros hijos porque somos conscientes de nuestras propias limitaciones y que tratamos de prepararlos lo mejor posible para el racismo y discriminación que se encontraràn por el mero hecho de ser negro y adoptado en un país mayoritariamente blanco. Y eso, siendo blancos, no es tarea fácil. Por mucho que queramos meternos en su piel, ellos son los que lo tienen complicado, espero que cada vez menos. Por eso formamos debates como este y es por nuestros hijos. Sin ellos dudo mucho que estuviéramos debatiendo en espacios como este y sobre temas tan controvertidos
    Un saludo.

    • Madame Nana dijo:

      Emma, mi madre ha leido lo mismo, y no ha sentido que mis supuestos sean cerrados ni nada de eso que tu sientes. Me da a mi mucha pena que te sientas asi…De verdad. No soy la persona que describes ni he tenido las intenciones que tu has sentido. Lo siento mucho.

  19. Madame Nana, me da mucha pena que no nos hayamos entendido, pues estoy de acuerdo y comparto el 99,9 % de lo que escribes. Pero no puedes imaginar lo que molesta que te encasillen como persona superficial, que sigue una moda o que va a salvar negritos por ser madre adoptiva. No dudo que se den estos casos, yo misma conozco alguno, pero te aseguro que son los menos. Ser padre es para toda la vida, es una decisión muy complicada que no se toma a la ligera. Yo no me doy por aludida en lo personal, pero También admito un gran mercado entorno a la adopción, que me asquea profundamente. Si tú tienes al lado a tu madre, yo tengo a mi hija en este momento. Creo en su derecho a crecer como niña negra, de origen africano, afrodescendiente y a que se respeten sus peculiaridades físicas, su piel, su pelo y su condición de adoptada en una familia y un mundo bastante blanco; en su derecho a estar en contacto con sus orígenes biológicos y culturales, a a que se respete su identidad, a tener referentes raciales con los que identificarse, que yo busco constantemente ya que que como blanca no se los puedo ofrecer personalmente. Creo en su derecho a juzgarme cuando sea adulta, o antes, a odiarme por haberla adoptado o a criticar cómo la he educado y criado y a expresar sus sentimientos a este respecto libremente. Sólo espero que cuando lea blogs como el tuyo no piense que adoptarla fue una decisión superficial, porque sólo existen 3 supuestos de padres adoptivos.
    Por cierto, no soy negativa, ni pienso que seas infeliz.

  20. Al hilo de esto lanzo un pregunta para el debate. ¿Nos chocaría que una persona mestiza hija de blanco y negra, por ejemplo, se considerara blanca y buceara en los orígenes de su abuelo de Cuenca y su abuela de EL Bierzo, por ejemplo?

    • Interesante pregunta. Recuerdo que hace muchos años (mucho antes de imaginar siquiera que uno de mis hijos sería negro y por tanto, bucear en temas de identidad racial), vi una película de Spike Lee en la que se planteaba qué era ser negro. ME sorprendió, porque claro, yo nunca me había planteado qué es ser blanca… pero a la vez, me di cuenta de que yo sí me había planteado muchas veces qué es ser mujer, había leído sobre ello, reflexionado… y en cambio, pocos hombres han hecho el mismo proceso sobre qué es ser hombre. Y me di cuenta de que necesitamos reflexionar sobre qué somos cuando lo que somos se sale de la norma.

      Aunque las mujeres somos el 50% de la población, el mundo en el que vivimos, patriarcal, es “en masculino”. Los estándares son masculinos, y las mujeres tenemos que pensarnos fuera de esos estándares… o sea, “pensarnos”. Lo mismo sucede con la homosexualidad (o la bisexualidad). Sin duda, los heterosexuales reflexionan mucho menos sobre sus condición sexual que los que se salen (nos salimos) de la norma. Las familias distintas (por monoparentales, homoparentales, reconstituidas, transraciales, adoptivas)… sin duda pensamos más sobre los modelos familiares que la mayoría de familias “tradicionales”… Y creo que, sin duda, lo mismo sucede con la raza.

      No sé si en un lugar donde todo el mundo es negro, donde el negro es la normalidad, las personas que viven en él (personas negras) reflexionan sobre el hecho racial como lo hacen las personas negras en un mundo blanco o en un mundo mixto pero en el que la “blanquitud” es la norma.

      A este respecto, lo he recomendado varias veces, me pareció interesantísimo el libro de Obama “sueños de mi padre”, donde explica cómo se descubre negro y se enfrenta a lo que significa cuando llega a la universidad…

      Y respondiendo a tu pregunta… No, no lo imagino, a no ser que viviera en Namibia y lo que le hiciera sentir raro fuera su parte blanca…

    • Pues no lo se, sospecho que no. Pero maniana mismo lo pregunto.

    • ¡Yo conozco uno! Un amigo mio es de una isla francesa, negro y de familia negra. Cuando tenía unos veinte años, descubrió que su abuelo era blanco, hecho ocultado por la familia. Se dedicó a pensar y buscar sobre el tema. No se considera blanco, ya que de hecho, todo el mundo, empezando por su familia, le ha dicho que es negro, pero si que ha buscado y se ha planteado temas sobre su origen.
      Un compañero de mi trabajo tuvo el caso contrario. Por una enfermedad de la piel, su madre le contó que su abuelo era negro, cosa que desconocía. También buscó sus orígenes, pero no se considera negro, pues nadie le ha clasificado así nunca.

      O sea, que en el caso de un mestizo, creo que lo lógico es buscar los orígenes, a menos que sea demasiado traumático, pero lo de considerarse de una raza u otra depende mucho también del entorno.

  21. Yo creo que depende de la persona. Conoci a una chica de padre eritreo negro y madre alemana blanca. Llega el divorcia y las dos hermanas se quedan con la madre creciendo en la Alemania blanca mas homogenea. El padre va y viene pero no es una constante en sus vidas. Ambas hermanas son oscuras de piel. La chica que yo conoci se identifica mas con su herencia africana. Su hermana con la alemana. Quizas cambien con el tiempo. O no..Quien sabe!.

    En el supuesto que plantea Emma…estoy pensando en alguien como ella describe que crece en un ambiente familiar donde la herencia africana es constante..Nada de la blanca. Y que un dia decida bucear en eso… En el caso de Obama fue al contrario. Criado en ambiente blanco hasta que llega a la Universidad.

    Yo creo que hay una diferencia fundamental en ser hij@ biologic@ de la familia con la que vives, o haber llegado a la familia por la adopcion. Aunque la busquedad de identidad racial-si se puede decir asi- sea igual para ambos casos, creo que no parten del mismo punto.

    De todas formas esa teoria americana de la gota de sangre….es lo que se ha utilizado a lo largo de la historia para segregar. Nuestros rasgos fisicos delatan en muchas ocasiones nuestra procedencia genetica….quizas esto fuerce la situacion de busquedad de identidad porque el resto nos la recuerdan constantemente.

    A mi lo que me llama la atencion es la ligereza con la que etiquetamos a l@s que fueron adoptad@s. Esa mania de querer reescribir sus palabras porque las que dicen no nos gustan. Ese condescendiente trato como si fueran pequeni@s y no supieran lo que dicen. Ese constante ataque con testimonios que muestran otra vivencia diferente, como forma de anular o quitarle importancia a la que no nos gusta oir. En definitiva, esa falta de respeto tan tremenda que cometemos con todas estas voces que al fin y al cabo cuentan su experiencia.

  22. una pregunta al respecto: sabéis si hay muchos hijos adoptivos con origen en otros países, como muchos casos vuestros, que estén ya buscando sus orígenes? es decir, que hayan llegado a la mayoría de edad en España y se hayan plantado en la Administración para pedir datos de sus familias biológicas? quiero hacer un trabajo al respecto, yo al ser adoptada en España tengo claro que los adoptados en España como yo tenemos un montón de grupos y de búsquedas comunes de nuestros orígenes, pero me planteo si este mismo movimiento se está dando ya en niños que fueron -mucho más tarde- adoptados fuera de España y es ahora cuando comienzan a hacerse adultos… gracias! y lo otro que quería decir es que las mamás biológicas que estamos con nuestros hijos también tenemos blogs respecto de si lo hacemos bien como madres o no y también nos comemos el coco con si somos o no buenas madres, no sólo las adoptivas lo hacen, y bueno comerse mucho la olla no es bueno en nada pero hacer a veces autoanálisis y ‘terapia de grupo’ es saludable y ayuda a no sentirse sola en medio del océano, todos los grupos sociales se buscan entre sí para comentar experiencias, y las madres -todas- también…

    • No tengo ni idea, sé que muchos de los primeros niños adoptados en Etiopía han llegado a la adolescencia, así que parece lógico pensar que una buena parte de ellos se plantean esta búsqueda, pero lo cierto es que no conozco a ninguno de primera mano. Sí está, mucho mayor (y en una época donde la adopción transracial e internacional era muy minoritaria), Asha Miró, que plasmó sus viajes de regreso en dos libros muy interesantes y en un documental… quizás podrías ponerte en contacto con ella y ella tiene más experiencias al respecto…

      • Q buena idea Asha! Leí su primer libro hace años y ahora queria ver la peli basada en su guion rastros de sándalo q estrenan hoy… la buscarè si tiene un blog o twiter… gracias!

      • No creo que sea difícil de localizar, a través de las redes sociales o de su editorial… Ya nos contarás. Si se me ocurre algo más, te digo también!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Nube de etiquetas

A %d blogueros les gusta esto: