familia monoparental y adopción

Frágiles

Las familias adoptivas nos preguntamos muchas veces qué es este plus que tienen nuestros niños. Este no sé qué que les hace diferentes. Que (les) hace más difícil gestionar cualquier cosa.

Hace algún tiempo, hablando con R., madre adoptiva y biológica, me decía que la que era realmente compleja era su hija biológica, que le da muchas vueltas a todo; y C., que la que le resulta difícil gestionar es su hija no adoptada, con Altas Capacidades.

Y sí… hasta que piensas en niños que dan muchas vueltas a las cosas, o que tienen Altas Capacidades y también son adoptados… y ves que tienen este plus que les convierte en pequeñas bombas de relojería andantes.

Y me dio por pensar que lo que distingue a nuestros hijos es la fragilidad. Que es esto lo que diferencia a los niños que han sufrido trauma de los que no lo han sufrido. Sean más o menos complejos, inteligentes, introvertidos…

Es como si les faltara una capa de piel. Y por esto, algunos saltan por cualquier cosa, porque todo roce les hiere… y a otros parece no afectarles nada, como si llevaran una coraza.

 

Anuncios

Comentarios en: "Frágiles" (14)

  1. Algunos, lo gestionan bién, no hay que presuponer que el asunto pinta mal.
    Lleva su trabajo, sobre todo para nosotros, los padres, pero las pieles se curten y las corazas se desarman.
    No demos la razòn a quienes asocian adoptado- problematico.

    • No creo que frágil sea sinónimo de problemático. Ni siquiera de no gestionarlo bien. Pero mi experiencia (y quizás se circunscribe específicamente al caso de mis hijos y los niños que conozco), les cuesta más lidiar con cosas complicadas, que afectan también a otros niños, pero que a ellos directamente les desmontan.

  2. Hola, yo no suelo escribir en blogs pero este tuyo me gusta especialmente. Me encanta leerlo, reafirmarme en algunas cosas y replantearme otras…
    Soy una feliz madre adoptiva desde hace poquitos meses y sí pienso que mi hijo tiene un algo que le hace especial, sin embargo y a pesar de que es aun un bebé, no le veo frágil. Ni todo le hiere ni tampoco nada le afecta. Creo que eso que le hace especial es su capacidad de supervivencia, su fuerza y su valentía. A menudo me hace sentir que hay mucho que aprender de él…
    Un saludo y gracias por este rincón de reflexión

    • Espero de todo corazón que puedas seguir pensando lo mismo al pasar de los años… yo he tardado mucho tiempo en tener la perspectiva suficiente para ver a mis hijos (y ellos para mostrarse).

  3. Mi niña es adoptada, con altas capacidades y feliz, con una autoestima envidiable y una personalidad arrolladora. Según ella no piensa perder un minuto de su vida en pensar porque esta aqui y no alli. no se si esto es bueno o malo…. Pero problemas cero, o casi

  4. Yo no se si frágil es la descripción perfecta…… sólo se que mi peque con 5 añitos adoptado, tiene una sensibilidad ante algunos temas que me deja pasmada…… no se si es bueno o malo, pero creo que si se distingue del resto de los niños de su edad en esto, y creo que es por su peculiaridad de hijo adoptado.

  5. Ainsss, me gustan tan poco las generalizaciones….
    Nuestros hijos son distintos porque soportan toda una serie de “presiones” que sí son distintas a las del resto de personas con las que se relacionan.
    Presión por un modelo de familia que no dejan de recordarles que es algo así como prestado o superpuesto a lo que teóricamente “debería ser”. Cuantas veces tendrán que oír en el patio que nosotros nos somos sus padres?. Y vuelta a echarle kilos de paciencia para no reaccionar con agresividad sino, bien pasar del niño tocapelotas o bien explicarle al “despistado” de turno lo que en casa intentamos que asimilen sobre los distintos modelos de familia…..
    Presión por una raza diferente, un tono de piel o unos rasgos que los diferencian. Racismo puro y duro, por qué no llamarlo por su nombre?.
    Presión por un pasado más o menos conocido o recordado, pero en cualquier caso inconexo, con lagunas que necesitan ir rellenando desde su infancia y durante muchos años de su vida.
    Etc, etc. Presiones y más presiones que otros niños no sufren. O por lo menos no todas a la vez…
    Ser conscientes de ellas es indispensable para nosotros, los padres. Pero de ahí, a empeñarse en buscar calificativos para nuestros niños… Estoy convencida, y lo demuestran vuestros comentarios, que cada niño reacciona de una forma diferente, con sus fuerzas y sus carencas. Por lo tanto, no todos los niños adoptados deben ser calificados como frágiles, ni como difíciles, ni como estupendos, ni como raros, ni mucho menos pensar que todos responden con los mismos recursos…. Incluso en distintas etapas de su vida tendríamos que cambiarlos de un calificativo a otro. Pero eso como a cualquier niño. O no?.
    Bastante nos los encasillan los demás como para empeñarnos también las famlias adoptivas en hacerlo.

    • Yo solo sé que frente a cualquier eventualidad, a mis hijos hay que prepararlos varias veces más que a los otros niños (no adoptados) de su entorno; y que tras cualquier eventualidad, hay que tener preparadas las tiritas emocionales. Que cuando alguien se va de viaje, otros niños pueden echar de menos, pero ellos piensan que va a haber una catástrofe y esta persona no va a volver jamás; que cuando sufren un rechazo, o lo que identifican como un rechazo, piensan que les han vuelto a abandonar. Que necesitan un acompañamiento mucho más cercano que otras criaturas.

  6. Madredemarte, no te parezca mal que insista ;)) Suelo estar muy de acuerdo contigo, y cuando no lo estoy es en pequeñas cosas por las que no me parece necesario ni expresar mi discrepancia. Pero en este caso es que es algo que veo que nos persigue, y que no nos hace ningún bien. Que sí, efectivamente puede haber niños, adoptados, que ante las situaciones que describes respondan así como tú dices, y seguramente no será un hecho aislado de tus hijos, pero no es tampoco la forma en la que reaccionan todos los niños adoptados. Ni la mayoría. Será porque la experiencia de abandono también es distinta en cada caso. Y las mochilas. Y los caracteres y la personalidad de cada uno también ayuda a que reaccionen de distinta manera… Y hasta la educación que reciben…. Pensar que todo niño adoptado tiene un elevado tanto por ciento de probabilidades de reaccionar de una determinada manera preestablecida me parece que es generalizar. Y eso es lo que no me gusta porque encasilla, marca roles, y condiciona también la respuesta de los demás.
    Un saludo 😉

    • A mí me parece que lo contrario, el negar que haya ninguna diferencia, tampoco ayuda. Entiendo que otros lo vean de otra manera, pero mi percepción personal es que esta diferencia está, en la inmensa mayoría de los casos.

  7. Yo creo que todos tenemos algún que otro tiro en el ala, y lo sobrellevamos con buenos o no tan buenos recursos. A nuestr@s hij@s les ha tocado sobrellevar el abandono y, a veces, malos tratos y lo sobrellevarán con mejores o no tan buenos recursos dependiendo de muchos factores. Yo creo que sus padres no podemos olvidar ese inicio de vida perverso (quienes tenían que cuidarlos no sabían o no podían hacerlo) e intentar facilitarles los recursos que pueden ayudarles a sobrellevarlo lo mejor posible. Que se les note o no desde fuera es otro tema.

  8. Antton Zabala dijo:

    Como si nos faltara una capa de piel, me encanta y pido permiso para llevarme esta frase a un cúmulo de tinta sobre unas hojas que voy amontonando. Besos!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Nube de etiquetas

A %d blogueros les gusta esto: