familia monoparental y adopción

La madre de Juan Francisco

Es posible que hayáis visto a los padres adoptivos llorando desconsolados al ir a entregar al niño. A los vecinos y amigos manifestándose y pidiendo justicia (¿contra la propia justicia?). O hayáis oído al abogado defensor de los adoptantes arremeter contra la decisión judicial y la madre biológica.

Pero a mí la voz que más me ha impresionado es la de la madre de Juan Francisco.

Resultado de imagen de María José Abeng

Mi nombre es María José Abeng Ayang.

Soy española, aunque mi piel sea negra. Nací en Guinea, y me vine con mi familia a España a la edad de dos años, acompañada de mi madre y mis dos hermanas. Mi madre vino a buscar un futuro mejor para sus hijas, y así crecí yo… en España… pensando que habíamos llegado por fin a nuestro país, al sueño prometido…

Fui al colegio aquí, hice mis amigas, mi mundo y me creí europea. Y digo esto porque, evidentemente, mi madre no tenía el mismo concepto (las niñas guineanas no salen de su casa, se acuestan a las 7 de la tarde, y no van al parque solas con sus amigas). Así que a los 11 años, creyéndome la reina del mundo, y ante todo europea, yo no podía “permitir”, que, mi madre decidiera que debía acostarme temprano o que no podía ponerme una ropa determinada, entre otras muchas cosas, porque repito, YO ERA EUROPEA.

Así que un día, se me ocurrió la “maravillosa” idea (recuerden que tenía 11 años) de acudir al puesto de la Guardia Civil, para que dijeran a mi madre que yo no era guineana. Pero no fue así. Desde la Guardia Civil, se avisó a los Servicios Sociales del Principado de Asturias, y ahí empezó algo… que no sé muy bien como describir. Quizá la palabra exacta sea “el infierno”. Quizá yo había muerto y había ido directamente al averno sin pasar por el purgatorio.

A partir de ese mismo día, me ingresaron en un centro de acogida. Y aunque mi madre, luchó y luchó por sacarme del centro… solo era una “pobre” mujer guineana, que vivía entre Suiza, (lugar donde trabaja mi padre como ingeniero), España, y Guinea….

Mi sueño europeo quedó relegado a vivir en un centro de acogida. Mis ideas de “princesa” se esfumaron y negando mi responsabilidad personal y achacando todos mis males a mi madre. La necesidad de justificación de todo lo que me estaba ocurriendo, me hizo llegar a interpretaciones distorsionadas de la realidad y crearme un mundo paralelo para no sufrir. Un mundo de fantasía e ilusión propio de una niña, donde soñaba que un príncipe azul venía a rescatarme, luchaba contra los dragones malvados que me habían encerrado y vivíamos felices y comíamos perdices para siempre.

Pero en ese punto, me quedé embarazada con 14 años, estando ingresada en el centro de acogida, de una persona que ni era príncipe, ni era azul… todo lo contrario. Ni siquiera supe que estaba embarazada, porque para aquel entonces el príncipe había desaparecido, y yo ya había decidido salvarme sola. A los 7 meses de embarazo, en una visita de fin de semana a mi casa, mi madre se dio cuenta que mi tripa no era normal, y me obligó a hacerme una prueba de embarazo.

Qué curioso que los Servicios Sociales, que querían protegerme de mi propia madre, (recuérdese que para ingresarme en un centro de menores, se me había declarado en desamparo), no pudieran protegerme ellos de un embarazo, y ni siquiera se dieran cuenta de que, una vida crecía dentro de mí.

Desde ese momento, cuando mi madre se enfrentó a los dragones pidiendo explicaciones del embarazo, se me dijo muy cordialmente que el niño iba a ser dado en adopción. Porque sí, era un varón y se llamaría Juan Francisco Abeng Ayang.

Pasé aquella noche, tragándome mi propia estupidez, y suplicando a “quien fuera”, Dios, la Virgen o todos los Santos… que no le dejara marcharse de mi lado, porque yo, ya le quería, porque un sentimiento nuevo había nacido dentro de mí, porque daría mi propia vida por ese niño que llevaba dentro, y porque descubrí que cuanto más amas, más puedes amar. Empecé a recontextualizar el tiempo, el lugar y la intención, y a sentir que ya no necesitaba “conseguir” nada. Ya lo tenía todo. Y me sentí feliz como nunca, por llevar ese niño en mis entrañas.

Pero esta idea, no gustó a quien me había desamparado amparándome, ni entraba en sus planes, que yo pudiera hablar más de la cuenta, y mucho menos que me quedara con mi hijo, … así que cuanto antes se deshicieran del mismo, mucho mejor…. No fuera a ser que yo destapara lo que no convenía, o “la guineana” de mi madre pudiera incluso pedir responsabilidad patrimonial de la Administración Pública. Así que, cuando empezaron los asistentes sociales y los educadores a “intentar” convencerme de que mi hijo DEBÍA SER dado en adopción, huí de España sola, embarazada de siete meses y medio hacia Guinea, ayudada por un tío mío.

Permanecí en Guinea, durante mes y medio… ojalá nunca hubiera vuelto. Pero el abogado de mi madre me convenció para que volviese, bajo la presión de que podría causarle problemas legales a mi madre, y con la premisa de que nunca permitiría que quitaran a mi hijo.

Y volví. Y me puse de parto. Y me hicieron una cesárea, el día 4 de junio de 2012… y ni tan siquiera me dejaron ver a mi hijo. Le sacaron del hospital al día siguiente, mientras yo me quedé siete días. No me dejaron amamantarle, no me dejaron acariciarle, ni tenerle conmigo. Nadie me decía donde estaba, solo que le iban a dar en adopción. Me pasé siete días llorando sin parar, y cuando salí del hospital volví a “mi centro de acogida”.

Juan Francisco, en cambio, ya estaba en otro centro de acogida. Ni siquiera nos dejaron estar juntos. Me programaron unas visitas un día a la semana durante una hora, y aunque mi madre el día 22 de junio empezó a iniciar acciones legales, yo me sentía sumamente desprotegida por la Administración, que precisamente era quien debía protegerme.

A los seis meses me redujeron las visitas, a una hora al mes, y a los tres meses suspendieron todas las visitas. Ya no quería ser europea, solo quería estar con mi hijo. Me sentía tan “desamparada en mi desamparo”, qué pensé que Dios me había abandonado, y que ya no necesitaba ayuda de nadie, porque solo yo podía ayudarme.

Me hice un inventario interior, y aunque parecía que mi mundo se había paralizado, saqué fuerzas para recurrir desde el año 2012, todas y cada una de las resoluciones de la Consejería, buscando letrados de oficio, que actuaban como defensores judiciales, (recuérdese que yo tenía 15 años, y seguía tutelada), llegando a juicios, donde se dictaban sentencias en mi contra, por el único motivo que yo era menor, y estaba siendo tutelada. (Ahí están las sentencias por si alguien, antes de hablar y opinar quiere verlas).

Mi madre por su parte, empezó su propia guerra particular contra la Administración Pública, convirtiéndose en una “abuela molesta”, que presentaba escrito tras escrito y recurso tras recurso.

Oíganme… no lo hagan nunca. No molesten a la Administración Pública. No molesten a aquellos cuyos sueldos pagamos. No incomoden a aquellos que hemos votado, y que están para defender nuestros intereses. No lo hagan nunca, o los dragones se volverán contra ustedes. Alábenles y díganles lo bien que hacen su trabajo…. así les irá mucho mejor. Confíen en mi experiencia.

Y prueba de lo que hasta aquí he escrito, copio literalmente, una contestación que se me dio en el año 2013 por la Jefa de la Sección de Centros de Menores del Principado de Asturias, (hay muchas como esta) para que ustedes observen y lean: (Si alguien quiere leer más… hay unas cuantas tan “agradables” como esta:

«Asimismo se te habló de que existe un conflicto de intereses en esta administración pública que no pueda defender el derecho legítimo de JUAN FRANCISCO a tener unos padres y no crecer en un centro y, tu derecho como madre a tener relación, aunque sola, sin apoyos que te permitan convivir con familiares y, en un centro de protección, motivos por los que no tienes capacidad para asumir su crianza. Es por este motivo por el que se te ha nombrado una defensora legal, en concreto, la letrada….., para que ejerzas tu derecho a valorar qué hacer y, si lo deseas recurrir la Resolución de 5 de Febrero de 2013 de Inicio de Acogimiento Preadoptivo en Familia Ajena (cuya copia se adjunta).

También cabe la posibilidad, aunque no estés conforme con el acogimiento preadoptivo de tu hijo, de que no recurras al entender que lo mejor para tu bebé es tener unos padres que le puedan dar todo lo que tu querrías pero no estás en condiciones de darle y, que te despidas llegado el caso de JUAN FRANCISCO».

Mi mundo se desmoronó. Durante meses, caí en una profunda depresión, más cuando abogado tras abogado, ninguno conseguía vencer al dragón gigante.

Fueron años de peleas en tribunales, de cerrarme la puerta en las narices, de incomprensión, de crueldad despiadada. Y les digo: No. Nunca he bebido, como se ha atrevido a decir el Sr. Vila, nunca he fumado, nunca me he drogado, ni nunca me han maltratado. Aquí está mi cuerpo para hacerme las pruebas que consideren. No me QUITARON A MI HIJO por tener mala vida ¿Qué mala vida podría haber tenido interna en un centro de acogida con 14 años? ¿Se preocuparon en cambio de si el padre, estaba en el propio centro? ¿Si pertenecía a esa Administración que intentaba tapar el sol con un dedo, dando a mi hijo en adopción para así acallar a una pobre niña guineana? Tranquilo Dragón. Mi hijo no tiene padre. Tiene madre, y soy YO.

Pero Dios, es grande, y nunca nos falla. Y a mí me puso un ángel en mi camino. Mi abogada, Nieves Ibáñez Mora, quien por primera vez se interesó por mi caso, y se pasó noches y noches en vela, estudiando aquel expediente enrevesado, descolocado y sin principio ni fin. Y tras dos nuevos juicios y dos años nuevos años de lucha, la Audiencia Provincial de Oviedo, con el apoyo de TRES PERITOS (dos psicólogos, Doña Elena Aza, Don Carlos Castellanos y una trabajadora social), estimó la aberración que se había hecho conmigo desde que me privaron de mi hijo. Sí Sr. Vila, no mienta más. TRES PERITOS, NO UNO COMO USTED VA CONTANDO. La sentencia está a disposición de quien quiera leerla, porque es demoledora respecto a la Administración Pública, y al trato que se me dio en lo que respecta a mi hijo.

No voy a entrar Sr. Vila, en su doble moral de representar a madres biológicas para recuperar a sus hijos, y ahora … curiosamente el caso contrario. Tampoco en los libros que usted escribe, sobre el mal funcionamiento del sistema, y los niños robados. Pero no voy a permitir, una difamación más, por su parte.

En cuanto a que mi hijo necesitaba una adaptación antes de ser entregado, estoy totalmente de acuerdo. Por eso, después de dilatar el proceso de entrega día tras día, el Juzgado instó la entrega el día 8 de agosto de este año, señalando un acoplamiento propuesto por la Consejería de Asturias, desde el día 3 al 8. Y allí nos vimos mi abogada y yo el día 2 de agosto en Valencia, para que el día 3 no se presentaran los padres de acogida. Tampoco lo hicieron ni el 4, ni el 5, ni el 6, ni el 7 ni el día 8 (día en el que acudieron desde Asturias tres técnicos de la Consejería de Servicios Sociales de Asturias a Valencia, para acudir la entrega y se fueron como vinieron). Cada día, era una tortura, como si me clavaran un puñal en el centro del corazón. Discutí hasta con mi abogada, quien me relegaba a la calma y yo solo podía pensar dónde estaría mi hijo. Nos quedamos en Valencia, mi abogada y yo hasta el día 12, suplicando una respuesta, y un poco de piedad. Pero… nos volvimos 14 horas en tren hasta Asturias, con el coche de la Patrulla Canina que había comprado para mi hijo, un montón de tortugas Ninja, (que no pararon de sonar en las 14 horas de viaje), y el corazón roto, amén de la incertidumbre de si los padres de acogida habían desaparecido para siempre y jamás volvería a ver a mi hijo. Ni una sola palabra de aliento hubo por su parte, ni un mínimo de compasión.

Buscados los padres de acogida por las fuerzas de seguridad, para el cumplimiento de una sentencia (que digo yo, que las sentencias tienen que ser cumplidas por todos, como yo las cumplí en su momento, desde cuando me denegaron desde las visitas hasta la última resolución judicial), y constando los padres de acogida oficialmente como “desaparecidos”, se dictó por el Juzgado una orden de “búsqueda y localización” de los mismos.

Localizados los padres de acogida por la Guardia Civil, el 5 de septiembre (casi nada ¿verdad?, solo un mes en el que yo creí morir de angustia pensando en qué jamás volvería a ver a mi hijo, que se habían ido de España, y miles de cosas más que pasaron por mi cabeza…), mi abogada se puso en contacto con el Sr. Vila, para realizar un plan de adaptación, desde el día 7 de septiembre (que yo, me volví a personar en Valencia), hasta el día 12. Pero no. No podía ser así. Los padres de acogida se negaron, instándoles como último día la Guardia Civil el día 12, o en su caso proceder a su detención.

¿Y ahora vienen ustedes a hacer todo este circo mediático, el día 12, en el cuartel de la Guardia Civil, con ambulancia, manifestación, mentiras, calumnias y difamaciones… cuando yo podía haber instado su detención, negándome a ello por entender su propio dolor?

¿Y me encuentro que toda la prensa, televisión nacional y privada hablan de mí, sin saber lo ocurrido, lo que he pasado, y sin contrastar los hechos, guiados únicamente por lo que dicen los padres de acogida, que estaban legalmente desaparecidos?

¿Y sale en Televisión Española, el Sr. Fernando Onega, suplicando justicia, en una televisión que pagamos todos los españoles? ¿Justicia para quién? ¿Y qué sentido de la justicia mueve a estos padres, su interés o el del menor? ¿No es acaso el interés fundamental de cualquier persona, el conocer y estar con su familia de origen? ¿Justicia para quién, repito? Justicia, solo si les favorece… si no les favorece ¿se saltan la ley, la sentencia sin más y desaparecen? ¿qué justicia está pidiendo quien incumple la justicia?

¿Qué oscuro transfondo mediático esconde “mi caso”, que se ha hecho noticia a nivel nacional, como si hablásemos de una cuestión de interés nacional? ¿Se preocupa alguien de investigar si hay más casos como el mío, de negligencia de la Administración Pública, o de qué procedimiento se realiza para dar a los niños en acogida, o cómo se eligen a los padres de acogida? ¿Ustedes saben la cantidad de personas que se han puesto en contacto conmigo, por padecer un caso similar al mío? ¿Se preocupa alguien de ello?

¿Qué contactos tienen ustedes, para llegar a nivel nacional, y qué todos los medios de comunicación den la noticia de manera sesgada? ¿Hacer más mediático aún al Sr. Vila? ¿Defendemos los intereses de un niño, o queremos ganar nuevos casos para el despacho, y más dinero para embolsar?. ¿A qué responde esta manipulación de la opinión pública, más cuando en este país hablar es gratis?

Esta es mi historia. Mi triste historia documentada, y que la Audiencia Provincial supo valorar, con un expediente de muchos folios, y SÍ. Juan Francisco Aben Ayang, es mi hijo. Aunque se me privara de estar con el mismo durante cuatro años, ES MI HIJO. No soy alcohólica, ni drogadicta, ni tan siquiera fumo. No me maltratan ni me han maltratado jamás, como usted, Sr. Vila, osa decir. No me quitaron a mi hijo por llevar mala vida, porque yo era una niña custodiada, que vivía en un centro de acogida.

¿Acaso alguien ha preguntado por qué la Consejería en abuso permanente de su derecho, envío después de la sentencia a la Policía a mi casa, para preguntar a todos mis vecinos, si mi pareja me maltrataba? ¿Por qué después de dictarse sentencia a mi favor, me sigue la Policía y va a donde yo estudio? ¿Creen que voy semidesnuda por la calle y que bebo alcohol? Ya está bien, por Dios. Y si bebiera alcohol cuando salgo, que no es el caso, porque además no me gusta el alcohol, ¿qué? Tengo 19 años, soy mayor de edad y hasta ahora, no he tenido a mi hijo conmigo. ¿Ninguno de ustedes beben cuando salen? ¿Me van a demonizar por eso? Más cuando es incierto….

Difamar en este país, parece que resulta gratuito… de momento. Solo soy una chica española de origen guineano, que YA NO QUIERE SER EUROPEA, y que lo único que desea es estar feliz con su hijo. Hijo, que tiene una familia, unos abuelos, unos tíos, unos primos, y ante todo una madre. Y mi hijo, no se llama Joan (en valenciano), ni Xuanín en asturiano. Se llama Juan Francisco.

Solo tengo 19 años, pero la vida me ha curtido en la lucha con dragones. He llorado en estos cuatro años, tanto!!! que a veces pensaba que no tendría más lágrimas para llorar el resto de mi vida. Me equivoqué, Sr. Vila. Hoy viendo sus calumnias, he vuelto a llorar. Llorar de rabia, impotencia…. Preguntándome el por qué de tanto dolor hacia mí y hacia mi familia…. Y de alegría, de mucha alegría al abrazar de nuevo a mi hijo (que por cierto, es igual que yo… hasta tiene los mismos dientes separados que yo)…

No soy yo quien ha iniciado esto. No soy yo en quien tienen que volcar su rabia, su tristeza y su impotencia. Yo no les dí el niño en acogida. A mí, me lo arrebataron. No soy yo, quien les ha puesto en esta situación. Solo soy una madre que AMA por encima de todo a su hijo. Que no ha dejado de luchar por él, desde el mismo momento en el que supe me lo querían arrebatar… o ¿cree que me fue fácil huir a Guinea embarazada, con 14 años, para que no me lo quitaran?.

Lo que está claro es que no voy a renunciar a mi hijo, ni ahora ni nunca. Si no hubiera llegado a recuperarle…. Le buscaría cuando tuviera 18 años…. Y ¿Qué cree que opinaría Juan Francisco, cuando conozca toda mi historia, toda mi lucha contra los dragones?.

Gracias a todo aquel que se ha detenido en leer mi historia. Y por Dios… antes de opinar, conozcan la verdad.

P.D: El niño está bien. Tranquilo como soy yo, y como es él. Respétennos y déjennos disfrutar lo que se nos ha denegado por el dragón en estos cuatro años. Gracias.

Anuncios

Comentarios en: "La madre de Juan Francisco" (99)

  1. Está claro que los servicios sociales la han cagado desde el principio y con su prepotencia, en vez de solucionarlo, dilataron más en el tiempo la solución , haciendo todavía más daño a los tres miembros de la triada de la adopción, porque aquí los tres son perdedores del sistema. Yo tengo claro que si tuviese algún problema con mis hijos, el último sitio en el que pediría ayuda es servicios sociales, buscaría familia o amigos, como se hacía antaño para que me criasen a mis hijos, antes de entregarlos a las garras de este sistema que ya no los suelta y les jode la vida. Y el circo mediatico, porque el periodismo está muerto, alimentando a la bestia. ¿Dónde están los periodistas que buscan y comentan el caso desde los dos puntos de vista?

    • Yo creo que los Servicios Sociales parten del prejuicio desde el principio, si quitan la custodia a una madre por las razones que aquí se explican, asumiendo que una adolescente que quiere criar a su hijo no es capaz de hacerlo, dando en adopción a un niño cuya madre no ha renunciado a sus derechos… en fin.

      • En la acogida el protocolo es dar en acogida al menor preferentemente en la familia, es decir de la madre y del padre, o ofrecérselo al padre biológico.

  2. Hay información de todo tipo y alguna contradictoria. La vida de esta joven impresiona y duele. Sin embargo solo pienso en ese niño de cuatro años recién cumplidos que pasa unos brazos a otros y a otros y…

  3. Este es el sistema, los niños nos cuestan a 2600 euros/mes en los centros de acogida y a los padres les deniegan una renta básica para poder quedarse con ellos porque no llevan empadronados en Vigo el tiempo suficiente y vienen de otra comunidad autónoma.

    http://www.lavozdegalicia.es/noticia/vigo/vigo/2016/08/09/dejan-hijos-falta-recursos/00031470770845099248326.htm

  4. Uf, me he quedado sin palabras. Tengo que decir que hace días que voy entrando en el blog para ver si habías escrito algo al respecto. Con esta carta poco más se puede añadir.

    Cuánta educación hace falta. Algunos comentarios de padres adoptivos me han dejado tan triste… pero, si hace falta más educación al respecto para cambiar la percepción de la sociedad sobre la adopción nosotros, los padres adoptivos, tenemos mucho que hacer, nosotros tenemos mucha responsabilidad también…

    Gracias por el relato. No necesito más.

    Un abrazo

    Cati

  5. ENORABUENAA PAISANA!!! Muy bien hecho y creeme estamos contigo yo personalmente me he quedado de piedra con tu historia, nena, menudos desgraciados, enserio, que asco! Tanto la institución como los padres adoptivos! Que seguramente leyeron tu historia pero pasaron EGOISTAS, ahora a disfrutar de ti hijo cariñoooo

  6. Es lamentable que le quitaran a su hijo, podrían haberla ayudado a ser madre, a hacerse cargo de su hijo. No ayudan a las madres presas a mantener a sus hijos? Entonces un centro de menores no podría haber apoyado con sus conocimientos que se presupone que tienen a establecerse a esta madre con su hijo? Ayudarla a criarlo? El sistema falló a 2 menores a los que debió proteger. Y los padres adoptivos es entendible su dolor, pero no se han planteado que si se salieran con la suya tendrían que explicar a ese niño que impidieron a su madre tener contacto? Que El Niño podría odiarles por ello? Quizá podrían haber encontrado una postura intermedia, mantener contacto con el peque después de reintegrarse con su madre, ayudarlo en la transición, formar parte de su familia extensa. Me alucina también el juicio que todo el mundo emite de la madre biológica y el posicionamiento contra ella solo por ver a los otros padres llorando y diciendo burradas.

  7. Los hijos deben criarse con sus madres, madre solo hay una. La administracion no piensa en el futuro de las criaturas.

  8. No dejes de luchar, ya lo dijo Valle Inclan:
    “En este país quien resiste GANA”
    NO PIERDAS LA FE, DIOS NO PIERDE DETALLE

    Máxima fuerza amiga

  9. Duro, injusto, verdaderamente hay w abrir los ojos y ver q no se trata igual a unos q a otros y eso me duele , puedes encontrar en la vida una dos tres perdonas incompetentes pero año largo de su esta persona no ha topado con una sola persona justa, pero q clase de personas somos

  10. Q impotencia los servicios sociales son una lacra y el Gobierno bien gracias cuantos casos hay q injustamente alejan a las madres de sus hijos
    Como terminar con esta injusticia q destruyen a los niños y crecen y terminan siendo resentidos sociales.

  11. Que historia tan difícil y que realidad tan cruel vivimos yo te apoyo un hijo tiene que estar con su madre biológica y mas aun que te lo han arrebatado es aberrante lo que han hecho con tigo haz sido muy valiente y por fin tienes tu recompensa sigue luchando saca a tu hijo adelante guerrera

  12. A mi me falta conocer cuál es la versión de los servicios sociales que, espero, esté basada no en un relato, sino en hechos concretos y documentados. Me resisto a creer que sigamos en los tiempos de Sor María.

    • La versión de los Servicios Sociales… estaría bien conocerla, sí, aunque sin perder de vista que son también parte interesada. Que parte de su actuación puede tener que ver con tapar errores cometidos por ellos mismos…

  13. Impresiona la carta que viene a dar una versión muy diferente a la de los padres de acogida que han querido utilizar a la opinión publica sin importarles la exposición mediatica del menor. Y deja en evidencia los errores cometidos por los Servicios Sociales.

  14. Los padres de acogida son los típicos paletos españoles con mala saña, usando los medios como arma!! si de verdad les importara Juan Francisco, no lo habrían hecho, habrían llegado a un acuerdo para mantener contacto con él. 19 años que tiene esta muchacha, como yo y lo que ha sufrido! para quejarme yo! mucho ánimo, que la verdad siempre triunfa

  15. Eres una luchadora, disfruta de tu hijo y vete explicándole todo lo que necesite para comprender lo que sucede. la actitud de los padres me parece victimista, y se aprovechan de vecinos, amigos, familiares etc para ejercer mas victimismo y presión mediatica para conseguir lo que quieren para ellos mismos. Son para mi ,caprichosos, egoístas, inmaduros y demuestran falta de empatía y compasión hacia ti como madre de origen. Creo que alguien como tu puedes ser por ello mil veces mejor madre , que esos padres, porque tu has sufrido, y demuestras una coherencia y saber estar que aportará más a la vida de tu hijo, que unos padres que querían tener al niño para satisfacer su necesidad de ser padres y tener un juguetito.
    Ya basta de hipocresía, nadie va a pensar en ti? y en q el niño algún dia también sufriría en el futuro al conocer lo que se hizo sufrir a su madre biológica al arrebatarle de sus brazos?
    Tu lucha ha servido, ahora no dejes que las manipulaciones de esos padres que trataran de distintas formas de que parezca que el niño está mal y estaba mejor con ellos o de buscar cualquier fallo en ti para volver a recuperar al niño, te amarguen la vida. Sé cauta, disfruta de tu hijo, y sé lista………. porq parece ser q esos padres, no tienen la humildad de aceptar q la vida no sea como ellos quieren , quieren ganar y ganar, y serán un grano en el culo. Si tienes q irte lejos, vete, pero Sé feliz!!!

  16. Apoyo totalmente a la madre biologica!!!.

  17. A Núria le hace falta conocer la versión de los servicios sociales, porque la visión de tres peritos imparciales no es suficiente. Y es que cualquier se fía de lo que dice una medio guineana, eh? Ay, Diosa…

  18. Con la información que tenemos hasta ahora, soy incapaz de posicionarme. Vosotr@s si, os felicito.

    • Yo hay un posicionamiento que tengo claro: la administración ha fallado estrepitosamente en este caso en la protección de dos menores. Y me parece (pero es solo intuición) que muchas de las decisiones tomadas a posteriori beben en estos errores.

    • Siempre se habla de la protección a los hijos.
      ¿Y la protección y derechos de los padres?
      Tanto vale para la madre primigenia, ahora abuela, como la antes hija y ahora madre.
      Lo mismo pasa con muchas resoluciones injustas contra padres en casos de divorcios.
      La administración no siempre tiene la razón y obra adecuadamente, ni los que la sirven son dioses omnipotentes con dogmas de fe y verdad absoluta.

    • Bueno solo hay que ver las formas de los unos y de los otros. Y los que insultan y maldicen sin más argumentos, sueltan acusaciones y no presentan pruebas, suelen ser los que mienten. La sentencia parece clara (me la he leído), así que parece que por ahora la verdad está en una versión. Yo si tengo curiosidad porque los servicios sociales expliquen como se quedó embarazada bajo su tutela y encerrada en el centro esta chica, y si fue abusada, dónde para el abusador hoy en día, porque si resulta que está ligado a los servicios sociales igual tienen más casos como este pendientes…

  19. Tampoco creo que se trate de posicionarse. Esta historia es un drama para todas las partes y desde mi punto de vista es imposible resumirla en una familia mala y otra buena, sea quien sea a quien le pone cada uno su etiqueta. Creo que es posible entender el sufrimiento de todos, de la familia biológica y la de acogida sin estar a favor ni en contra de nadie.

    Otro punto a aclarar es si el niño estaba en acogida o en situación de preadopción, porque a veces los medios y las personas ajenas a este mundo usan indistintamente adopción o acogida cuando no tiene nada que ver una cosa con la otra.

    El caso es que el niño ha estado tres años criándose en una familia y romper ese vínculo tan bruscamente me parece inhumano también… Lo de la adaptación de cinco días, en fin, mi hijo en cinco días no se adapta ni a unos zapatos nuevos… Si pienso en el sufrimiento que supondría para mi hijo separarse de mi….

    Si la familia biológica no renuncia al niño y lo reclama creo que los niños deben volver con la familia biológica si no hay nada que impida que ésta se haga cargo del menor, pero en casos como estos creo que mantener de alguna manera el contacto con la familia que a día de hoy el niño conoce, es una manera menos dramática y más sensible de gestionar todo esto. Ahora…. como articularlo, poner de acuerdo a las partes…. Muy complicado.

    Alguien apuntaba que madres sólo hay una…. pero… ¿cuál? ¿la que señala ese niño ahora como su madre? ¿la que señalará en el futuro? ¿la qué dice la genética? ¿una tercera persona con la que le niño quiera estar aunque ni las leyes ni la biología le atribuyan el título de madre? ¿y si hay dos?….

    • Yo creo que madres puede haber una, dos y hasta tres… que siempre es mejor sumar que competir. Las adaptaciones siempre son difíciles, más en niños que ya han sufrido pérdidas. Pero me parece curioso que muchos adoptantes que apelan a estas dificultades (no sé si es tu caso), no las tienen en cuenta cuando el camino es en dirección contraria, de la familia biológica o el centro de menores a la familia adoptiva…

      Para mí es importante recordar que la adopción siempre es una parentalidad subsidiaria: que solo tiene sentido si la familia biológica no puede / quiere / sabe hacerse cargo del niño… si no es así, no tiene razón de ser. En este sentido, para mí la adopción siempre debe ser la última opción. Y una vez consumado el desaguisado, sí, considero que lo mejor para este crío es mantener los lazos creados… pero también te digo que, por las declaraciones de la familia adoptiva, no me parece que estén trabajando en ello.

  20. No es justo lo que han hecho con esta pobre chica, y lo que menos me ha gustado es las declaraciones del abogado de la familia adoptiva.
    Sr. Vila, hace ya algunos años, usted y yo hablamos por teléfono para que me ayudara a encontrar a la familia biológica de mi padre, pero por desgracia la cosa no siguió adelante.
    Cuando le conté el caso de mi padre, usted me comentó que también era adoptado, y que en esa época las adopciones no eran «muy legales», por decirlo de alguna forma.
    Si a su madre biológica le hubiera pasado lo mismo que le ha pasado a María José, usted que pensaría???
    Sr. Vila, Infórmese bien antes de hablar sobre las personas. Y usted dice ser abogado???
    ¿Qué pasa, que porque María José sea de color y tenga solamente 19 años, ha hecho todo lo que usted ha dicho?
    Yo estuve a punto de pasar por el mismo calvario que ha pasado esta chica desde que fue madre con 14 años(yo lo fui con 16), y sinceramente, si a mi me hubiera pasado todo lo que le ha pasado a ella, hubiera hecho exactamente todo lo que ha hecho esta chica, y hubiera luchado de igual forma para volver a tener a mi hijo conmigo.

  21. Si os quitan a vuestro hijo que haríais. se lo regalais a una familia o luchais por rrcuperarlo? Porque vamos yo flipo ponerse en su pellejo que es muy fácil criticar pero por unos minutos poneros en ese lugar yo mato por mis hijos y bastante paciencia a tenido con esa familia que tampoco tiene culpa pero ella menos que lo a pario

  22. Demencial que aún pasen estas cosas en los servicios sociales, el sufrimiento de María José Abeng Ayang ha debido ser atroz para que encima como bien señala ella los medios se ceben en “los pobrecitos padres” ¿a caso ellos no sabían de su procedencia? ¿por que han huido? María José seguro que ahora solo quieres disfrutar de tu hijo y ello te colme, pero deberías demandar a la administración que te infringió semejantes sufrimientos.

  23. Es un tema extremadamente sensible y doloroso, es impensado que un estado que debe velar por sus ciudadanos arruine y perjudique tanto a esta niña-mujer, no me sorprende en absoluto el comportamiento abusivo, despiadado, de la administración pública, es así como opera su mecanismo perverso en materia de la infancia,negandoles absolutamente toda garantía en pos de una supuesta protección tutelar, que no es mas que la excusa perfecta para legitimar sus desastres…..dicho esto expongo que justamente este es el foco, cuando hay una niña o niño en medio, el foco esta en ella o el, y asi lo recoge la Convención mas ratificada del universo, la Convención sobre los Derechos del Niño, consagrando que siempre se tenga como miramiento el Interés superior del “menor” aunque no me gusta usar esa palabra, pero para que me entiendan….el interés superior del niño que es su bienestar psiquico y emocional, que es respetar su DERECHO A SER OIDO teniendo en cuenta su edad….ser oido no significa solo que pueda mantener una charla de tu a tu, puede poder expresarse con cualquier medio para hacer saber lo que siente y desee. Esta medida, si bien es favorable y emocionante para la madre biológica (que desde luego creo que tendria que tomar acciones directas contra el estado por todo el daño y maltrato ocasionado) aniquila al niño en sus derechos y lo subsume a objeto , a una mera cosa que traemos y llevamos por culpa de los errores del mundo adulto….y el???? QUE CULPA TIENE? Porque tiene que ser el y su psiquis en formación los que se lleven la peor parte de la historia???? Esta no es la forma, sinceramente y humildemente.

    • Maria Cambeiro dijo:

      Si todo esto que has escrito es verdad,y yo te creo porque se d muchos casos como el tuyo,, mereces el haber recuperado a tu nińo porque es tuyo y no te dieron eleccion porque eras una niña, me alegro mucho y que tengas mucha suerte

  24. Sergio Mansilla dijo:

    Claro el sistema tiene culpa de todo creo que este texto uno ni ha sido redactado por ella;dos que es un cuento chino lleno de imaginación,donde ella carece de toda culpa….vaya por Dios;tercero los servicios sociales también son culpable de haberte quedado embarazada no??vaya cuento chino

  25. ALMA ENCINA dijo:

    Pocos comentarios sobre lo que debe sentir un niño que lleva 4 años viendo a unas personas como sus padres y ahora resulta que su madre es otra.
    No quito el derecho de la madre biológica. Entiendo que haya dado todos los pasos que ha dado y lo malo es que este camino haya durado 4 años y no haya podido estar ese menor antes con ella.
    Pero por otro lado, también pienso en una familia (la acogedora “preadoptiva”) que ha querido a este niño durante 4 años, y cuyo dolor por la separación haya hecho que hayan actuado como lo han hecho.
    Y no hablo de cómo lo ha hecho la Administración, por supuesto opino que mal.
    Vuelvo a decir que en casi todos los comentarios hecho en falta ponernos en el lugar de la criatura. Me imagino a mi hijo e intento visualizar la situación de que a los 4 años se tuviese que ir con otra señora, que ahora es su madre, y creo que las cosas se han hecho muyyyy mal.

    • Yo entiendo el dolor de la familia “adoptiva”, que ha sido su familia durante 2,5 años (no 4). No su comportamiento. Su obligación y responsabilidad era ponérselo más fácil al niño, la transición, la relación con la madre (biológica)… De hecho, con un poco menos de drama y un poco más de cabeza, quizás podrían haber mantenido relación con el niño aunque no ejercieran de padres. Esto sí habría sido pensar en el niño.

  26. O.Rodriguez dijo:

    Soy padre de acogida permanente y este caso me ha dejado helado. Brutal la nefasta actuacion de la administración, mediocre y muy cuestionable la idoneidad concedida a la familia de acogida , su actuación en la puerta de la Guardia Civil llevando al menor en esas condiciones ha sido aberrante y ha hecho un daño terrible al pequeño… Deberían prohibirle a volver a verlo.

    Menos mal que en España no todas las familias de acogida son como la de este caso, porque sabemos cuál es nuestro papel en la vida de un menor tutelado, ser su familia y tener muy claro que si sus padres biológicos vuelven a ser idóneos para cuidar a su hijx, tenemos el deber y la obligación de facilitar el acoplamiento y devolverle a su hijx con todos los mensajes positivos posibles que le ayuden a que vuelva a abrazar a sus padres biológicos.

    • Entiendo que esta familia no se consideraba acogedora sino definitiva, puesto que el niño estaba en acogimiento preadoptivo y probablemente les dijeron que las probabilidades de que reintegraran al menor en la familia de origen eran ínfimas. Sin embargo, también creo que como adoptantes, tenemos que asumir que la nuestra es una parentalidad subsidiaria, que solo tiene sentido si la parentalidad biológica no es posible.

    • Me parece encomiable el papel que hacéis las familias acogedoras, pero no es el mismo que el de las familias adoptantes. La familia de este caso estaba en un acogimiento preadoptivo, encaminado a una adopción plena. Su deber y su obligación era la de ejercer de padres del niño y no prepararlo para un retorno.
      Por otro lado tu petición de prohibirles que vean al niño me parece muy poco empática, no sólo con los padres adoptantes, sino con el propio niño.

      • Estoy de acuerdo; aunque también creo que todas las familias adoptantes (no solo en Adopción Nacional) tenemos que asumir que hasta que no hay una sentencia de adopción plena, los niños que consideramos nuestros hijos no lo son y pueden no llegar a serlo; más si, como parece en este caso, llevan años de litigios con la madre (biológica).

        Yo creo que no han hecho las cosas demasiado bien y lo que he oído / leído de ellos me provoca la impresión de que no han respetado muchola figura de la madre biológica, pero también creo que sería deseable que se pudiera mantener esta relación, que sumar siempre es bueno.

  27. Los Servicios Sociales no pueden facilitar información en los medios sobre el caso ya que los profesionales están obligados, por la Ley de Protección de Datos, a guardar el secreto de las actuaciones.Cuando salen este tipo de historias a la opinión pública siempre se alzan voces que demonizan a los Servicios Sociales, a TODOS, sin excepción.Hecho en falta un periodismo serio que facilite información sobre el funcionamiento de los Servicios Sociales aunque solo sea para que los lectores podamos formarmos una opinión mas ecuánime. Pero es que viene muy bien estas noticias en primera plana que distraen de otras sobre la corrupción.

  28. Wuauhhh! Pero qqqqqué fffffuerte!!!!
    Es indignante e inhumano lo que ha tenido que sufrir esta pobre niña-mujer!
    Y las aberraciones que monta la inepta administración pública… Y más en este ámbito… Porque mira que estamos acostumbrados a ver las chafalmejadas y chorizadas dirigidas por cargos políticos … Pero CON LA VIDA DE LOS NIÑOS NO SE PUEDE TOLERAR ESTOS “FALLOS”… Qué asco da el politiqueo que está en el trasfondo de este caso!!!!
    Y alucinante que, encima que se la arrancaron de los brazos a su madre, para no cuidarla/ampararla de verdad, luego hicieran lo mismo otra vez, arrebatándole a su hijito….cómo se pudo quedar embarazada en un centro tutelado y NO INVESTIGAR NADA Y EXIGIR RESPONSABILIDAD AL CULPABLE DE ESTE ABUSO A UNA MENOR??
    Grrrrrr!!!!
    Deleznable!
    Y, dejando a un lado la conducta de los padres adoptivos… Lo peor de lo peor: encima ser DIFAMADA A LO BESTIA…al alcance de noticia nacional, SIN CONTRASTAR!
    Espero que no quede un recurso ante el Tribunal Supremo… O que lo gane… Y por fin esa familia, toda ella, incluidos abuelos, tíos, primos y sobre todo LA MAMÁ Y EL PEQUEÑO pueda vivir tranquilos y en privacidad.

    Yo soy abogada y la verdad es que estas son las cosas que me reconcilian con la profesión … Y con el gremio de los letrados de bien hacer….abajo los picapleitos y tecnócratas de la insensible Administración… que lo único que ha administrado aquí son las mayores dosis de dolor que se le pueden causar a una madre!!!

    No puedo ni imaginar cómo estaría yo sí me hubiera pasado un solo año de la torturaaaaa que le han infringido a esta pobrecita chica.

    ÁNIMO MARÍA JOSÉ Y ENHORABUENA A MI COLEGA LETRADA NIEVES!!!!

  29. Eres una ejemplo como persona. Orguyo africano, vergüenza de europa. Paletos españoles usando los medios para hacer daño. La mayoría está contigo. Eres muy joven y serás muy feliz, fuerza siempre!

  30. Por la pinta que tiene la madre refleja que no está en condiciones de dar una mejor mejor, es doloroso , pero tal vez el niño se ha adaptado más a la familia de acogida por parte mia, y ahora que vaya a parar a brazos de otra ya no la mirará como madre sinó como a una extraña, yo creo que recibiría mejor atención a una familia más responsable y mejor preparada, si alguien no lo ve así, pues yo lo siento mucho.

  31. Una madre que te entiende dijo:

    Ole tus huevos chica!!!, Ole tu valor!!! Cuida mucho de ese niño y sobre todo explicale lo que esta pasando, sin tapujos! Los niños no son tontos y entienden mas de lo que creemos. Hablale mucho y dale todo el amor almacenado en tu corazón estos años, al final lo q cuanta es el bienestar de ese niño. Un abrazo leona!

  32. Me alegra mucho que ya estés con tu hijo! Espero que os dejen en paz de aquí en adelante! Que Dios te bendiga por ser una madre y mujer admirable!

  33. comparto al 100% lo que dices Guadalupe. Esta no es la forma y aquí el más perjudicado es el niño. ¿Sería posible que padres y madre miraran realmente por el bien del menor y llegaran a un acuerdo aunque eso no pueda ser justo o no corrija el posible error de base sobre el que todo se fomentó ( de hecho ya incorregible…)? Aquí no hay buenos y malos sólo veo víctimas.

    Maria

  34. Mucho ánimo Mª José…

  35. No es la primera ves que esto “Ocurre” en España ademas que toda mi vida he estado en desacuerdo con aquellas personas que vienen hasta Europa y despues de 10 y más años se creen europea y eso es un crasso error es como los NEGROS Que en estados unidos se creen se creen Estados Unidenses y eso no sera JAMAS YA QUE ELLOS MORIRAN siendo NEGROS Y SIMPLEMENTE NEGROS AFRICANOS ETC ETC ETC Asi es lo que las autoridades mundiales han decidido las LEYES SON para los millonarios del mundo y para nosotros los obreros es solo la CÁRCEL Y LA QUITA DE BEBES COMO LO HICIERON CON ESTA NIÑA Lo siento mucho hija por toda esta aberracion que le esta ocurriendo PERO NO DEJE DE LUCHAR POR SU HIJO ASI LE CUESTE LA VIDA QUE ES LO MÁS PROBABLE QUE OCURRA YA QUE ESTOS SON LOS VERDADEROS “TERRORISTAS” DEL MUNDO LOS POLITICO CON SUS LEYES Y LOS MILLONARIOS PROTEGIDOS POR LAS FUERZAS ARMADAS Y LOS “ABOGANGSTER” SORRY PERO ES LO TRISTE Y CRUDA REALIDAD.ATTE:UN VIEJO QUE ESTA CANSADO DE VER ESTA INJUSTICIA DE QUE EL MUNDO ES MUNDO.

  36. Tenía entendido que los bebés tutelados pasaban a familias de acogimiento de urgencia. Este niño pasó sus primeros 18 meses de vida en un Centro, me parece lamentable.
    Por otra parte, la ley dice que el máximo establecido para un acogimiento preadoptivo, son 18 meses. Si el niño estaba en situación de ser adoptado, ¿como es que se alarga a casi tres años?

    El interés del menor, es solo una frase hecha.

    • En un centro DISTINTO al que estaba su madre, ¿alguien lo entiende? Incluso en el hipotético caso de que ella no pudiera hacerse cargo del crío, ¿por qué romper la relación, el vínculo?

    • Entiendo que Juan no estaba en situación de acogimiento, estaba en adopción, pendiente de resolución. Osea. en preadopción.

  37. Salvador Nieblas Peña dijo:

    COMO PUEDEN MANIPULAR EL SUFRIMIENTO Y EL CALVARIO DE UNA MADRE CORAJE ( OLE, OLE Y OLE TU MARIA JOSE ) TE DESEO LO MEJOR DEL MUNDO PARA TI Y TU HIJO Y ESPERO QUE TELE 5 QUE ES DONDE VI LA NOTICIA A BOMBO Y PLATILLO CUENTE TODA LA REALIDAD, Y SI ERES UNA PRINCESA QUE TODA MUJER TENDRIA QUE TENERTE COMO REFENCIA UN ABRAZO ENORME DE UN MALAGUEÑO Y ESPAÑOL COMO TU

  38. Yo creo que este caso demuestra que en la protección de menores pocos casos son negros o blancos, más bien lo que se encuentran los profesionales es una escala de grises: decidir si un menor está en estado de desamparo, proponer una medida de protección (acogimiento en familia extensa o ajena, preadopción, etc), efectuar seguimientos para ver que esa ha sido la mejor solución, etc. Y mientras tanto el tiempo va pasando y los menores crecen en un entorno u otro dependiendo de decisiones muchas veces cuestionables. Y las medidas que un día fueron necesarias, con el paso del tiempo pueden parecer injustas. Pero no se puede viajar en el tiempo y los niños van construyendo sus vidas. Y aunque estoy de acuerdo contigo de que la adopción debe ser la última opción, transcurrido el tiempo no puede/debe ser una parentalidad subsidiaria. Nuevamente hay que decidir cuánto tiempo es ese tiempo y volvemos a caer en la escala de grises.

    • Me consta que hay casos en los que se ha considerado que la adopción, aunque injusta, era irreversible precisamente por el tiempo pasado. No sé si debería ser el caso… 4 años es una edad muy “normal” para llegar a una familia adoptiva y quizás en estos casos también deberíamos plantarnos si es demasiado tarde…

  39. Todos los que hemos llegado a ser padres vía adopción nacional sabemos que cuando nos llevamos al niño a casa no lo hacemos con una resolución definitiva. Sabemos que previamente hay un proceso “preadoptivo” y que durante ese tiempo, que no tiene un plazo determinado, puede pasar cualquier cosa.
    Es decir, que puede pasar lo que ninguno queremos que pese: que nos “quitenE al niño que, repito, no es todavía nuestro hijo legalmente.
    Durante ese período el niño aún tiene su nombre y sus apellidos de origen.
    Me temo que a estos padres preadoptivos de Valencia se les olvidó que estaban en fase “preadoptiva” y…dieron por echo algo que no era real.
    El simple hecho de que le hayan cambiado su nombre de “JUAN” por el de “Joan” da muestra de que creían que se niño ya se iba a quedar en Valencia para siempre y que nunca iba a volver con su madre, no respetando su nombre de origen.
    Entiendo que la administración lo hizo francamente mal, desde el primer minuto y que los padres escogidos, a la vista está, no eran los más idóneos, pues lo han demostrado tanto al cambiarle su nombre como “fugándose” durante 1 mes como montando el circo el día de la entrega y convocando a la gente para abuchear a la madre que iba a por su hijo.
    Lo siento muchísimo por la madre y por Juan.
    Espero que el tiempo y el Supremo (Tribunal) os permita estar juntos para siempre.
    Suerte!!!!!!

    • Sí, a mí lo de cambiar el nombre de un niño que ni siquiera es tu hijo legalmente (y quizás no llegue a serlo) me parece brutal. No es el primer caso que conozco y siempre me pone los pelos de punta…

    • Está claro que en una situación así, tú hubieses actuado de otra manera. Deseo que nunca te tengas que ver en esa tesitura porque opinar es muy facil.

      • No sé si lo dices por mí, o por Luz… yo personalmente no le habría cambiado el nombre, ni antes de la adopción plena, ni después.

      • Nefasta la actuación de los servicios sociales. Y me pregunto ¿ cuántos de los niños que han llegado a nosotros a través de AI tienen una historia similar, en la cual sus madres biológicas no han dado conformidad a la adopción ( en muchos casos por no asistir a los juicios, paradero desconocido, miedo a presentarse al juzgado, ….) y son los responsables de los orfanatos los que aceptan que salgan en adopción? . Y cuando tiempo después preguntan por ellos en esos orfanatos donde los dejaron, se encuentran con que ya no están,). No me imagino el dolor, y no tengo respuesta para una pregunta que a veces me hago, ¿qué habría sido mejor para ese niño, vivir 2, 3, 4 años en el orfanato y tal vez regresar a su familia biológica algún día, o que ese responsable haya decidido que tras un tiempo sin noticias de su madre o padre le hubiese buscado una familia adoptiva? Dejo la pregunta para reflexión.
        Sé que no es el caso del niño Juan Francisco, en el que se tomó la decisión de separarlo de su madre biológica, siempre en contra de los deseos de su madre. En este caso no dudo de la nefasta actuación, pero y ¿en el que yo os planteo? ¿Justifica el retorno a la familia biológica, los años en un orfanato?

      • Madredemarte, no lo decia por ti ni por lo del cambio de nombre. Aunque discrepo en que pasar de Juan a Joan sea “brutal”.
        Siendo Luz madre adoptante, me ha molestado esa frialdad racional con la que expone que durante el acogimiento preadoptivo (que puede extenderse años) uno no debe actuar como si el niño fuese su hijo para siempre. Yo también soy madre adoptante en adopción nacional y me parece emocionalmente imposible. Te vinculas con tu hij@ independientemente del punto en el que esté tu proceso administrativo/legal. También me duele su falta de comprensión hacia una pareja que ve que su hijo va a ser reintegrado en una familia que, según los informes de servicios sociales y de la fiscalía, puede ser perjudicial para él. No nos olvidemos de que el niño tiene 4 años y que un cambio tan grande en su vida (pasar de unos padres, un entorno, a otra madre y otro entorno) va a requerir un trabajo muy grande. ¿No es comprensible que sus padres adoptivos tengas dudas de que eso se pueda hacer en una familia que ha tenido tantos problemas en el pasado? ¿No es comprensible que luchen por el bienestar de su hijo con todas sus fuerzas?

      • Sí, pasar de Juan a Joan no es “brutal”, aunque yo no soy partidaria de modificar los nombres en ningún sentido (ni siquiera el gráfico). Me refería a otros casos en los que el cambio ha sido radical, y antes de tener siquiera “derecho” a hacerlo.

        Respecto al periodo preadoptivo, entiendo que uno tiene que querer y tratar al niño como un hijo, aún sabiendo que existe una posibilidad (por remota que sea) de que no se convierta en hijo… Cómo se gestiona esta contradicción (esta vez sí, brutal) sin morir en el intento es el quid de la cuestión.

      • Pues sí, yo hubiese actuado de otra forma, no tengo ninguna duda. Para empezar, no le habría cambiado su nombre (es más, no lo hice en su momento ni mientras estábamos en fase preadoptiva ni una vez declarada la adopción plena), para seguir no habría montado el circo a las puertas del cuartel de la Guardia Civil y para terminar…sé y tengo muy claro porque lo he pasado que mientras se está en situación “preadoptiva” puede llegar un juez que decida que el niño tiene que volver con su madre. y si ese momento llega a pasar, pues “ajo y agua”. Son las reglas del juego de la adopción nacional.
        Si tanto quieren a JUAN (que ya lo dijo su madre, es JUAN, ni JOAN ni XUAN) lo que tenían que hacer es intentar no perder la relación con él, hacerle al niño la vida más fácil y no complicársela como lo están haciendo. Por parte de la pareja de Valencia veo puro egoísmo.
        Y por parte de los técnicos que le dieron la idoneidad….sin comentarios.

      • Enhorabuena por tener las cosas tan claras. “No tener ninguna duda” es algo que a mi no me suele pasar. Como dije al inicio, espero que la vida no te ponga ante una prueba tan dura.

  40. Trabajo como educadora en un centro de menores en otra comunidad, y vivo muy de cerca muchas situaciones relativas a menores adolescentes. Lo primero decir que no quiero cuestionar lo que ella esta contando en ningun momento, sino aclarar lo que yo he visto desde mi experiencia.
    He visto que para asumir la tutela de un menor por parte de la administración hace falta que haya unas causas muy claras de desamparo por no actuacion o por negligencia, no es tan fácil como se esta poniendo en los comentarios.
    Por otra parte, ¿como controlas que una chica a adolescente no se quede embarazada? Desde luego que se trabaja con ellas todo lo referente a la educacion sexual y afectiva, la necesidad de medios pero como ella bien dice el problema va mas alla, es un problema de autoestima, y buscan el principe azul que las quiera (ellas no son capaces de hacerlo) y muchas son incapaces aun con toda la informacion del mundo de poner metodos anticoncepticos en sus relaciones. Puedes plantearles la posibilidad de usar diferentes anticonceptivos ademas del preservativo, pero si ellas se niegan tu no puedes hacer NADA.
    Con esto no defiendo a la administracion, porque nosotros mismos como educadores creemos que en muchas ocasiones las cosas estan mal hechas o se toman decisiones sin tener en cuenta todos los factores… pero tampoco se puede demonizar a ninguna parte sin tener toda la informacion. Porque en una misma realidad siempre hay mas de una version.
    Lo realmente importante es el niño, y esta claro que las cosas no se han hecho bien y es por quien se tiene que mirar ahora.

  41. Me ha parecido una historia increíble y llena de despropósitos de principio a fin. Creo que aquí han perdido las tres partes: la madre biológica, los padres adoptivos y, por supuesto, Juan Francisco. Pienso que la carta que has escrito no tiene desperdicio y además era necesaria, porque la información que había salido estaba totalmente distorsionada. Pienso que la administración ha actuado fatal y, como muchas veces, en vez de dar marcha atrás, emprende una huida hacia adelante para no tener que reconocer el error; arrasando de este modo todo lo que se cruza en su camino. Pienso también en lo valiente que ha sido María José y todo lo que ha tenido que luchar hasta conseguir recuperar a su hijo, más aún siendo una niña. Creo que eres una verdadera heroína. También pienso en tus palabras de “no querer ser ya europea” y me siento triste y me gustaría que recapacitaras, aunque a veces yo también me avergüenzo de mi país. No todos somos unos corruptos y unos descerebrados ególatras. Pienso también que somos nosotros los que debemos darte a ti las gracias por obsequiarnos con esta carta que nos aclara todo de una forma tan descriptiva y elegante. Solo me queda darte mi más sincera enhorabuena!!!

  42. Definitivamente nos la han colado…… Suerte haber dado con esta carta y haberla leído. Me parece increíble que se manipule la información de la manera que se ha venido haciendo en los medios de comunicación
    Esa gran madre y su hijo se merecen todo mi respeto y admiración!!!

  43. Todo muy triste y doloroso pero entre tanta crítica no veo ninguna a la abuela; para mí la más culpable de todos; por sus rasgos educacionales abandona a su hija en un centro de acogida y no hace nada para recogerla a ella y su bebe como haría cualquier madre normal; todo ese dolor de la madre, del niño y, no nos olvidemos, de los padres adoptivos que criaron y amaron a este niño, es culpa de la abuela y la de su marido que aunque estando en Francia y supuestamente es ingeniero, hubieran podido y deberían haberse hecho cargo de los dos.

    • Bueno, cuando ella dice “mi madre, luchó y luchó por sacarme del centro”, yo entiendo que… “su madre, luchó y luchó por sacarla del centro”. Y entiendo de las cosas que voy leyendo que también ha estado luchando por hacerse cargo de su nieto y no se lo han permitido. En cuánto a los “rasgos educacionales”, creo que muchas veces se confunde la falta de habilidades parentales con las diferencias culturales. Que hay mucho eurocentrismo… y mucho racismo también.

  44. Hola. Os estoy leyendo y tengo que decir algo. Llevo días pensando que éste ha sido un error muy grave de servicios sociales y me daba mucha pena la madre biológica (lo que ha tenido que pasar) y los padres adoptivos, otras víctimas inocentes que estarán sufriendo tanto como la madre biológica sufrió en su momento (en un acogimiento preadoptivo los padres tienen la asignación de un niñ@ que se supone que va a ser su hijo y se sienten completamente sus “padres”). Pero una vezasumido este error gravísimo, me pregunto si ahora mismo no se está cometiendo otro y es no tener en cuenta lo que este vuelco en la historia va a suponer para el niño. La asignación final de la custodia (sin menoscabo de los derechos de los adultos y sin excluir la presencia de todos ellos en la vida del niño) debería darse teniendo en cuenta principalmente el bien de este niño y no creo que un cambio tan brusco sea lo mejor para ningún menor.

    Ahora bien, esta fue mi primera opinión. Hoy he tenido (casualidades de la vida) contacto con la persona que tuvo en acogida hasta los 18 meses a este niño. El niño dormía en un centro de menores pero esta mujer (madre de acogida) lo recogía cada día en el centro y pasaba toda la tarde con él. Me ha contado la historia de la familia de la madre biológica y sí, esta chica es una víctima, pero no (o no sólo) de servicios sociales sino sobre todo de su familia. Las palabras de esta acogedora fueron exactamente “su madre-la abuela del niño- es una hija de p*** “, un desastre y una persona interesada a la que sólo le importaba el dinero que se le ingresaba por su hija y luego por su nieto. Al parecer es la culpable de que la chica estuviera en un centro y de que en servicios sociales no se viera esta familia como la mejor salida para el niño. Posteriormente, me contó, conoció a la familia adoptiva pues trató con ellos en el periodo de acoplamiento previo a que se lo llevaran a Valencia. Aquí el cambio sí se hizo gradualmente. Ella, la madre de acogida, dice que se queda tranquila y contenta cuando ve que la situación del niño o niña se resuelve y ve que se queda en buenas condiciones con su familia biológica o con una familia adoptiva. En este caso sintió eso, que el niño quedaba en buena situación pues le pareció una familia buena. Ahora, conociendo las circunstancias de las dos familias en discordia teme que el niño sea “carne de Villabona” (Villabona es la carcel de Asturias).

    Yo me he quedado con la preocupación de que este sea un caso similar al del “niño de El Royo” que acabó fatal para el chico y también me he asustado de las afirmaciones tajantes de mucha gente que opina (u opinamos) sin saber todos los detalles de la historia.

    La realidad es compleja y cada uno tiene su verdad. A los que creen esa carta a pies juntillas les diría que esa carta se contradice o falla en muchos detalles: ¿Por qué volvió de Guinea? ¿Por qué su padre, el ingeniero, nunca se hizo cargo de ella? ¿Por qué su fuga a Guinea podía traerle problemas a su madre, si ésta no tenía su custodia?¿¿?? (en todo caso tendría problemas el Principado que era quien tenía la patria potestad), ¿Por qué no alude a que el niño tenía también a una acogedora? ¿Por qué en todos los juicios que tuvo que haber en esos 18 meses, antes de pasar a ser adoptable, ningún juez vió que el Principado estaba equivocado al retirarle la custodia a esa chica? No digo que la chica no siga dándome pena pero pienso que la última víctima de este caso, de una familia desestructurada, una abuela al parecer dañina, del paso por un centro de menores y de un error de servicios sociales y de los jueces (pues quizá debería haber quedado en acogimiento simple y no ser declarado adoptable), va a ser ese niño y es algo que sí es un hecho objetivo y me duele horrores.

    • Gracias por tu testimonio, estoy totalmente de acuerdo que la víctima principal y el que menos se ha tenido en cuenta es el niño. Ojalá todo le vaya bien, porque no merece menos.

  45. Estimada Núria, en ningún momento he dicho que durante el acogimiento preadoptivo uno no debe actuar como si el niño fuera a ser suyo para siempre.
    Lo que digo es que a la pareja de Valencia se le olvidó que la posibilidad de que el niño volviera con su familia biológica estaba ahí.
    Y lo de cambiarle el nombre me parece indicativo.
    Por qué JOAN y no JUAN?

  46. Claro, es el mismo nombre. Llámalo JUAN, que es como se llama y el nombre que el niño estuvo escuchando desde que nació.

  47. Como MADRE PREADOPTIVA, y me considero MADRE, porque así me considera mi hija de 10 años, la mejor madre que ha tenido nunca, durante “solo 2 años y medio”, que a alguien le parecerá poquísimo, pero para nosotras es toda una vida, me siento dolida por la facilidad con la que decidís que la familia preadoptiva tiene que sonreir y dejar al niño que se vaya a un destino incierto.

    Solo espero que todas las puristas, que os habéis ido a países donde la ética de la adopción es cuestionable, para venir con todos vuestros papeles en regla y sin riesgos, y que no os pase lo que puede pasar en nacional, cuando descubráis que vuestros hijos vienen de una madre engañada, maltratada y sin ningún tipo de garantías judiciales, subais a vuestros hijos en un avión, los llevéis con su familia biológica, que es lo único que importa, y los dejéis con una sonrisa, y eso si, con un par de postales en navidad y en su cumpleaños para mantener el contacto.

    Qué bonito y qué fácil es opinar sin tener ni idea. Los alegatos de la familia biológica de mi hija también son para llorar de pena, y lo que realmente es para llorar es todo lo que ella ha tenido que pasar, hasta conseguir un poquito de paz y una esperanza de futuro, y que sé porque ella misma me lo ha contado, confirmando y excediendo todo lo que hay en su expediente.

    Lo único que tengo yo claro es que aquí hay muchas víctimas, una menor desprotegida primero por su familia, y luego por los servicios de menores, una familia adoptiva fatalmente informada, y un nene, que no es un mueble que pasa de mano en mano. Por qué se habla de la herida primaria cuando hay una separación de la madre al nacer, y se considera que dos años y medio de su vida no son nada y se le olvidará?

    Y unos servicios de adopción y menores que han actuado mal, bien porque el niño no era adoptable, y debía haber ido a otro programa, o porque si lo era, y no han sabido construir un expediente robusto y consistente, que ningún juez hubiera desestimado.

    Y qué decir de los plazos judiciales. Indispensable ya tener juzgados exclusivos, y no mezclados con demandas estúpidas de divorcio, para casos de tutela, y que las resoluciones se tomen en unos pocos meses, con lo que la seguridad del menor y de las familias se garanticen. No pueden tardar 6 años los expedientes de adopción, que es lo que está ocurriendo actualmente

    • Gracias Marisa.

    • Gracias por tu testimonio. Espero que la preadopción culmine en adopción pronto y sin sobresaltos. Un abrazo para ti y para tu chica.

    • Y qué opinas de la “escapada” durante 1 mes de la pareja de Valencia con el peque y del circo que montaron a las puertas del cuartel de la Guardia Civil?
      No crees que eso es muy perjudicial y traumático para el niño?
      Crees que esa es la forma de hacerlo?

  48. Los servicios sociales la cagan casi siempre Ponen cara de conejo y se hacen los orejas
    Este no es el primer ni ultimo caso donde ellos estan involucrados!
    Es vergonzoso

    • Se ve que eres una experta. Si tú dirigieras los servicios sociales seguro que funcionaban a las mil maravillas (modo irónico on)

  49. Lo que está claro es que aquí se ha equivocado la Administración y bien. No es justo para una madre que le arrebaten a su hijo. Hay que ser muy cruel para hacerlo. Y la familia de acogida tb ha tenido que sufrir al entregar al niño. Pero claro, este nunca tenía que haberse dado en adopción Jamás. Por eso, creo que alguien cometió un gran error o varias personas entre trámite y trámite.
    Le doy la enhorabuena a su madre biológica por haber conseguido finalmente a su hijo después de tanto sufrimiento. Estoy seguro de q lo ama con el alma y lo hará todo lo feliz q se puede hacer a un niño o más si cabe.
    En cuanto a la familia de acogida… Espero que con el tiempo se suavice la cosa y tengan la oportunidad, quizás, de volver a ver al niño y llevarse bien con su madre biologíca. Quien sabe… A lo mejor podría funcionar y no perder totalmente el contacto. Y habiendo buenas intenciones… Puede que se entiendan.
    En fin, es una situación dura. Mucha suerte y ánimos a todos!!

  50. Mercedes Grau dijo:

    Todo mi apoyo para María José, una madre luchadora que merece criar a su hijo.
    Soy madre adoptiva de un chico y una chica de diferentes países, ambos de 21 años. Sabíamos que se necesitaban familias de acogida, así que cuando mis hijos tenían 8 años, acogimos a un niño de 5, una colaboración temporal que acabó convirtiéndose en permanente. No entro en más detalles, pero puedo asegurar que se cometieron muchos y graves errores, tanto en este caso como en otros que conocí de cerca.
    Siempre nos movimos por ideales, y no adoptamos por necesidad sino por vocación, por eso hemos tenido una postura muy abierta y de respeto hacia la familia biológica, a la cual estuvimos ayudando durante años (en el caso de la acogida).
    Desde la posición que me da la experiencia personal, y tras leer la interesante y dramática historia de la madre, opino que este caso es la consecuencia clara de una serie de graves errores cometidos por la administración. La madre biológica tiene todo el derecho a criar a su hijo, y la administración debe brindarle toda la ayuda posible para hacerlo de la mejor manera. “Robarle” el niño es un acto propio de la posguerra española, cuando se cometieron tantos y tan graves abusos.
    Por otra parte, entiendo el terrible dolor de la familia “preadoptiva”, ellos también son víctimas en esta historia. Estos casos son muy complejos. No debería darse nunca un niño en adopción sin estar completamente clara su disponibilidad, y en el caso de Juan Francisco no lo estaba, había detrás una madre luchando por recuperarlo.

  51. Mercedes Grau dijo:

    Aunque no veo publicado mi comentario anterior, espero que aparezca más tarde.
    Después de leer vuestros comentarios, quiero añadir dos cosas.
    Sobre los medios de comunicación, que se cometen errores graves al tratar estas historias públicamente, por el sensacionalismo que se le da, y por el mal uso de los términos. Una adopción en firme es “en firme”, como lo fueron las dos mías. Los casos que saltan a la prensa son acogimientos permanentes o acogimientos preadoptivos, que son bien distintos. Cuando una persona o pareja inicia un acogimiento preadoptivo, debe saber los riesgos y complicaciones que conlleva, por duro que sea.
    Sobre el sufrimiento del menor que cambia de familia tengo algo que decir. Cuando me ofrecí como familia (con marido y dos hijos adoptados) para acogimiento simple (un año), mi gran preocupación era el bienestar del menor, su posible sufrimiento al regresar con la familia biológica, así como la posibilidad de mantener el contacto y seguir brindándole nuestro apoyo y cariño.
    Acoger a un niño es, como alguien me dijo una vez, uno de los mayores actos de generosidad, pues los padres tenemos todas las obligaciones y ningún derecho, incluso cuando se convierte en acogimiento permanente, como nos ocurrió a nosotros.
    Siempre le dije y le sigo diciendo a ese niño que es muy afortunado, porque tiene dos madres y dos padres.
    Después de cinco años en nuestra casa, servicios sociales devolvió el niño a su padre, que no tenía trabajo ni ayudas, y que dependía económicamente de una nueva pareja. La administración, que nunca se ocupó de los padres, que sabía de ellos por nosotros (que sí estábamos en contacto y les ayudamos), cerró el caso en falso: un año después estaban padre y niño en la calle, dependiendo de nosotros para salir adelante. Y durante los últimos siete años el niño ha dependido completamente de nosotros, viviendo a temporadas con el padre y en nuestra casa. Ahora, con 18 años, vive con nosotros, es un hijo más, y mantiene contacto con su madre y su padre biológicos.
    Él fue capaz de adaptarse, cuando llegó a nuestro hogar con 5 años, cuando volvió con su padre con 10, y cuando regresó a nuestras vidas con 11.
    Lo importante es que a los niños no les falte cariño y cuidados. Ellos se adaptan fácilmente.

  52. El tribunal supremo ha rechazado los recursos de la Fiscalía, del Principado y de los padres preadoptivos.
    No ha admitido a trámite los recursos y por tanto la sentencia de la Audiencia Provincial ordena que Juan debe volver con su madre se convierte en firme.
    FELICIDADES!!!!!!
    Espero de corazón que todo les vaya muy muy bien!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Nube de etiquetas

A %d blogueros les gusta esto: